El diputado de Compromís-Equo en el Congreso, Joan Baldoví, ha destacado este jueves que la solicitud de aplazamiento del debate de la proposición de ley del Parlamento valenciano para modificar la Ley Orgánica de Financiación de las Comunidades Autónomas (LOFCA) por coincidir con la celebración del 9 d'Octubre, día de la Comunitat Valenciana, por parte del PPCV, evidencia al partido, y supone que éste "vuelva a hacer el ridículo una vez más", al poner de manifiesto los temas de financiación "le molestan".

En concreto, el presidente de las Corts Valencianes, Juan Cotino, ha remitido una carta al presidente del Congreso de los Diputados, Jesús Posadas, para solicitar el aplazamiento del debate de la proposición de ley del Parlamento valenciano para modificar la Ley Orgánica de Financiación de las Comunidades Autónomas (LOFCA) por coincidir con la celebración del 9 d'Octubre, día de la Comunitat Valenciana.

La iniciativa fue aprobada por las Corts la pasada legislatura para exigir la modificación de la LOFCA con el objetivo de garantizar que el Estado reparta sus inversiones con criterios de solidaridad y equidad entre las autonomías.

El parlamentario, en declaraciones a Europa Press, ha destacado que el PPCV prefiere "no abrir estos debates que tanto le molestan", y ha apuntado que la razón que se aduce sobre la festividad del 9 d'Octubre no es excusa suficiente para que no se celebre, ya que considera que lo que realmente se esconde tras el aplazamiento es que el PPCV prefiere que los temas de financiación "no se discutan ahora mismo".

Con esta petición de aplazamiento, será la segunda vez que se solicite que se postergue el debate, puesto que en junio de 2010 este punto ya figuró en el orden del día del pleno del Congreso pero tuvo que ser retirado porque el Parlamento valenciano no había designado al ponente que debía defender la propuesta. Ese mismo mes se designó al entonces portavoz del PP, Rafael Blasco, para la defensa de esta cuestión. Blasco este miércoles dejó el cargo tras su imputación en el conocido como 'caso Cooperación'.

En opinión de Baldoví, al PPCV no le interesa hablar de financiación y, si a eso, se le suma el hecho de que quien iba a ser el portavoz para defender la propuesta sea Blasco, la situación se complica. "Esto demuestra el grado de putrefacción" de la política del gobierno de la Comunitat Valenciana, ha afirmado.

Baldoví, además, esgrime otra posible razón, al referirse a que Blasco está ahora "totalmente desautorizado" y toda esta polémica podría salpicar la celebración del debate que tendría lugar el próximo martes.

Un estatuto "cojo"

También está pendiente de debate en el Congreso, porque igualmente ha sido aplazado en varias ocasiones, el debate sobre la reforma del estatuto de la Comunitat Valenciana que condiciona las inversiones en esta comunidad en función del peso de la población. Para esta propuesta también fue designado ponente Rafael Blasco, junto con el portavoz socialista en las Corts, Antonio Torres.

En opinión del parlamentario de Compromís, el debate sobre la reforma del Estatuto evidencia además que el documento ya "había nacido cojo", y con "unas carencias" desde el primer momento de su creación.

Por todo ello, Baldoví lamenta el "papelón" del PPCV, que además, según ha afirmado, evidencia que "no tiene ningún peso político dentro del gobierno central".

Consulta aquí más noticias de Valencia.