Las farmacias de Castilla y León realizarán una campaña informativa para dar a conocer mejor los síntomas y evolución de enfermedades meningocócicas para "aprender a actuar con rapidez" ante este mal del que anualmente se registran en España 1.200 casos, de los cuales 200 acaban en defunción y otros 300, en graves secuelas como amputaciones, fallos renales, sordera, ceguera o daño cerebral.

Esta campaña se desarrollará en virtud del convenio suscrito este miércoles entre la Fundación Irene Megías y el Consejo de Colegios Profesionales de Farmacéuticos de Castilla y León (Concyl). Según ha explicado el presidente de esta última institución, Jesús Aguilar, en el 80 por ciento de los casos los afectados por estas enfermedades son menores de cinco años y jóvenes de entre 14 y 25 años.

Por su parte, el presidente de la Fundación Irene Megías, Jorge Megías, ha advertido de que se trata de enfermedades con las que "en horas, una persona puede estar luchando por su vida", frente a otras que "dan más tiempo", por lo que ha defendido la importancia de detectar sus síntomas "inmediatamente", lo cual cuenta además con la dificultad de que "al principio se confunda con un catarro o una gripe".

El principal objetivo de esta rúbrica es acercar al ciudadano los aspectos clave de esta enfermedad, para lo cual la Fundación Irene Megías proporcionará a los profesionales de las oficinas de farmacia de Castilla y León toda la información relativa a esta patología, a fin de que puedan trasladar un mensaje "claro y directo" a la población.

Así, recibirán asesoramiento en aspectos como la evolución de la meningitis —desde los primeros síntomas al tratamiento— y su repercusión, así como en los principales estudios de investigación que se están abordando en la actualidad sobre esta patología.

Por su parte, el Concyl se compromete a ser un canal de información sobre la enfermedad y ejercer esa labor de "educación y prevención" a través de la red autonómica de oficinas de farmacia.

Ir "más allá"

El convenio, que tendrá una vigencia de dos años, busca "ir más allá" y prevé que a lo largo del año se realicen actividades conjuntas relacionadas con la prevención de la meningitis, se distribuirá material informativo y se realizarán actos de promoción de la salud el Día Mundial de la enfermedad.

Los casos declarados por enfermedad meningocócica en Castilla y León en 2011 ascendieron a 25, sin incluir las meningitis víricas ni las producidas por hongos. Un año antes fueron 20 (una en Ávila, cuatro en Burgos, dos en León, cinco en Salamanca, dos en Segovia, uno en Soria, tres en Valladolid y dos en Zamora), según los datos recogidos por el Centro Nacional de Epidemiología del Instituto de Salud Carlos III.

En este sentido, la directora de la Fundación Irene Megías en Castilla y León, Alicia Hernanz, ha aclarado que la proporción dentro de la Comunidad es, por orden de mayor prevalencia, Salamanca, con 1,46 casos por cada 100.000 habitantes, seguida por Segovia, con 1,28; Burgos, con 1,12; Soria, con 1,09; Zamora, con 1,05; Ávila, con 0,61; Valladolid, con 0,59; León, con 0,42, y Palencia, que tiene una media de 0, mientras que el conjunto castellanoleonés está en los 0,82 casos.

Pese a estos datos, Megías ha puntualizado que "no permiten extraer conclusiones territoriales" y ha asegurado que el mayor número de las incidencias se dan "en la zona norte de España", para lo cual se ha puesto en marcha un estudio en Cantabria, donde "se triplica la media nacional", cuyos resultados podrían conocerse a mediados del año próximo.

El presidente de la Fundación también ha destacado el "desconocimiento" que "todavía existe en relación con esta enfermedad, incluso entre los profesionales" y ha apostado por la influencia de "factores genéticos" a la hora de estar "más o menos predispuesto a su contagio".

MENINGOCOCO B

Megías ha detallado que de la cantidad de infecciones provocadas por meningococos, es la causada por el serotipo B, para el cual "no hay vacunas". Estas bacterias se propagan a través del aire de persona a persona, cuando estornuda, tose o besa, aunque "en la mayoría de casos el cuerpo está inmunizado".

Sin embargo, cuando se produce la infección, ésta puede traducirse en una meningitis, que supone una inflamación de las membranas que se traducen en dolor de cabeza, fotofobia, vómito violento o rigidez de cuello y boca.

Más grave es la sepsis meningocócica, caracterizada por una diseminación de la bacteria a través del sistema circulatorio y que se manifiesta en una respiración agitada y nerviosa, dolores musculares, manos y pies fríos y hemorragias subcutáneas que se traducen en pequeñas manchas o petequias.

En este sentido, Aguilar ha destacado que "el 75 por ciento de los casos fatales podrían evitarse con un diagnóstico temprano". Menos peligrosas son, en cambio, las infecciones por origen vírico, de las cuales se dan "unos 10.000 casos al año" en España.

La Fundación Irene Megías contra la Meningitis fue creada en el año 2006 por Jorge Megías y su esposa, Purificación Roca, como consecuencia del fallecimiento de su hija Irene, en agosto de 2005, a la edad de 17 años, por una sepsis meningocócica.

Irene falleció 24 horas después de la aparición de los primeros síntomas, por lo que los objetivos prioritarios de la Fundación son difundir entre la población el conocimiento sobre las causas, síntomas y tratamiento de la meningitis y la sepsis; prestar apoyo a familiares y afectados; promover conductas para la prevención de estas enfermedades, y fomentar la investigación.

Consulta aquí más noticias de Valladolid.