La Agencia Estatal de Meteorología (AEMET) ha argumentado que es "difícil" prever episodios como el producido el pasado viernes en Murcia, día en el que se produjo un episodio de gota fría en la región, ya que "hasta que no se observó claramente, no se vio lo que ocurría".

En declaraciones a Europa Press, el portavoz de la AEMET, Alejandro Lomas, ha defendido la predicción meteorológica elaborada para el pasado viernes en todo el territorio nacional. En los casos de Murcia y Andalucía oriental, Lomas ha indicado que, "si se hubiera activado la alerta roja, no hubiera estado mal" pero "hasta que no se observó claramente, no se vio qué pasaba, pues se sobrepasaron los umbrales previstos".

En este punto, ha puesto como ejemplo tormentas como la acaecida en Biescas (Huescas), donde se registró una precipitación de más de 200 litros por metro cuadrado en una zona limitada, unido a la orografía del terreno. "La suma de coincidencias es la que hace que salgan estos datos", ha afirmado.

Por ello, ha insistido en que estas variaciones en la predicción "podrían volver a ocurrir" y ha subrayado que, en la mitad sur peninsular, donde se produjeron precipitaciones generalizadas a lo largo del viernes, "se hizo lo correcto".

La AEMET activó en Murcia la alerta naranja porque preveía una precipitación superior a los 30 litros en cada hora y la predicción precisaba que se podía llegar a 40 litros en una hora. La alerta naranja se activa cuando el umbral de las precipitaciones supera los 30 litros acumulados en una hora, mientras que la alerta roja se activa cuando las lluvias acumuladas superan los 60 litros.

A juicio del delegado territorial de la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET) en Murcia, Juan Esteban Palenzuela, la predicción "se ajustó muy bien" a la realidad ya que, si se comprueban los datos de precipitaciones en una hora que se produjeron el viernes, se produjeron casos puntuales en los que se superaron esos valores pero, "en la mayoría de estaciones, no se llegó a los 60 litros en una hora".

En este sentido, según los datos de precipitación máxima en una hora, sólo tres de las 22 estaciones meteorológicas repartidas por la Región de Murcia superaron el umbral de 60 litros. En concreto, se trató de las estaciones de Lorca, que detectó una precipitación de 67,6 litros en una hora, así como Puerto Lumbreras con 119,6 litros y Totana con 69 litros.

Palenzuela ha detallado que el miércoles se adelantó la alerta con niveles amarillos para el viernes por tormentas y lluvias; y el jueves ya se activó la alerta naranja para el viernes. Además, la AEMET publicó varias alertas de naranja "para el mismo viernes".

Para el delegado territorial de la AEMET, el nivel naranja "se acercó bastante" aunque si hubiera activado la alerta roja, "no hubiera estado mal tampoco". "Todo es mejorable, lo ideal sería predecir la hora, los minutos y la cantidad exacta de precipitación, pero todos sabemos que eso es prácticamente imposible" ha defendido Palenzuela, quien ha emplazado a "presentar datos" a todo aquel que diga que la previsión "no se ajustó" para demostrarlo.

Consulta aquí más noticias de Murcia.