El alumno del Patronato de Tauromaquia de la Diputación de Badajoz Miguel ángel Silva, que el pasado lunes en la localidad de Hoyo de Pinares (Ávila) ha recibido una "muy grave" cornada en su pierna derecha al entrar a matar a su primer novillo, se encuentra ingresado en el Hospital Universitario de Salamanca y su evolución es "muy satisfactoria".

En la tarde de este pasado lunes en el hospital de la capital salmantina ha recibido la vista del gerente del Patronato de Tauromaquia, Fernando Masedo, y del director artístico de la Escuela Taurina, Luis Reina, los cuales han podido comprobar el "buen estado de ánimo" del alumno, y las "ganas" que tiene de poder volver a torear.

Miguel Ángel Silva también ha recibido este pasado martes la visita de los novilleros con picadores extremeños Tomás Campos y Tomás Angulo, antiguos compañeros suyos en la Escuela Taurina, y de los banderilleros Manuel Larios, Jesús Díez y el mozo de espada Tomás Rodríguez.

El joven novillero, cuya evolución de seguir bien le permitiría ser trasladado esta semana a un hospital en la capital pacense, se muestra "sorprendido" por las "muestras de cariño" recibidas de "todo" el mundo del toro, las cuales agradece, informa la Diputación de Badajoz en nota de prensa.

Silva recibió una cornada en el muslo derecho con dos trayectorias, una 20 y otra de 25 centímetros, que le arrancaron la vena femoral. En un primer momento fue operado en la UVI móvil de la plaza de toros y posteriormente trasladado al hospital de Ávila y después al Universitario de Salamanca, añade la diputación pacense.

Consulta aquí más noticias de Badajoz.