El coordinador de Iniciativa en las comarcas de Castellón y coportavoz de Compromís en la provincia, Carles Mulet, ha señalado que cuando el presidente de la Generalitat, Alberto Fabra, habla de que las personas sometidas a procesos judiciales no tendrán responsabilidades políticas "se olvida de Carlos Fabra, al que continúa manteniendo al frente de Aerocas, en lo que, sin duda, es un cargo de responsabilidad política".

Mulet ha recordado que ya en mayo Alberto Fabra dijo que "aquellas personas que estén involucradas en algún proceso judicial van a tener que dejar sus responsabilidades" e insistió en la necesidad de "seguir generando confianza al ciudadano" y "mucha ejemplaridad", mientras que en una última respuesta a una pregunta de la diputada de Compromís Mónica Oltra, evitó responder al "porqué del mantenimiento de Carlos Fabra al frente de Aerocas".

El responsable de Compromís ha destacado que Carlos Fabra "será juzgado, acusado de tráfico de influencias, soborno y cuatro fraudes fiscales", y que se ha decretado la apertura de juicio oral contra él y se le ha impuesto una fianza de 4,2 millones de euros, "una de las más altas vistas nunca a ningún dirigente político".

Mulet ha afirmado que Alberto Fabra "incumple la promesa, ya que estamos hablando del mantenimiento de un presidente de una empresa pública inmerso en casos judiciales muy graves, un cargo puramente político y no técnico".

Así mismo, ha afirmado que el 'caso Blasco' le ha "explotado" a Fabra en la cara, "ya que Alberto ha sido incapaz de pedirle ningún cargo, y ahora continúa como diputado autonómico, como el resto de diputados imputados", pero -ha dicho- "el caso de Carlos Fabra clama al cielo porque continúa ocupando un cargo político, con una gestión lamentable por la que también merecería ser llevado ante los tribunales".

Consulta aquí más noticias de Castellón.