La Red de Municipios por el águila imperial ibérica de SEO/BirdLife alcanza ya 116 integrantes en toda España, que se encuentran repartidos por 14 provincias de las cinco comunidades autónomas en las que se distribuye la especie: Andalucía, Castilla la Mancha, Castilla y León, Extremadura y Madrid.

La localidad segoviana de Ituero y Lama ha sido el último entorno en incorporarse a esta iniciativa que vela por la protección del ave rapaz más amenazada de Europa y que llega ya a más de un millón de personas.

A través de la Red de Custodia Alzando el vuelo, SEO/BirdLife pretende que los responsables municipales adapten sus políticas a la conservación de la especie e implicar de esta manera también a los habitantes, según informa la organización conservacionista en un comunicado.

La adhesión, voluntaria y gratuita, aporta a los municipios participantes ventajas en cuanto a información y asesoramiento para compatibilizar sus programas con la protección de la especie. Se ofrecen sesiones informativas y actividades para sensibilizar a la población y divulgar los problemas que afectan al águila imperial ibérica, mediante el fomento de una actitud respetuosa con su conservación y la de su patrimonio natural.

El responsable de la Red de Municipios, Carlos Hernáez, señala la importancia de que los ciudadanos tomen conciencia del valor de esta ave como primer paso para garantizar su conservación e incide en que gestionar adecuadamente los aprovechamientos en terreno público y considerar la no afección del hábitat en los planes urbanísticos son cuestiones que los responsables municipales deben incorporar en sus políticas diarias.

Según explica, el impacto de las actividades humanas sobre la especie se puede reducir si se logra aportar a la población que convive con la especie las herramientas necesarias para ello.

La Red de Custodia Alzando el vuelo también integra una Red de Propiedades que involucra a los propietarios de fincas privadas y una Red de Escuelas que trabaja con los jóvenes del presente para formar adultos que en un futuro puedan mantener y valorar su patrimonio.

"La puesta en valor del águila imperial ibérica es una asignatura pendiente en España, por ello es fundamental trabajar con los sectores implicados en su conservación para que conozcan las posibilidades que como fuente de riqueza representa para sus pueblos y terrenos privados", declara Sara Cabezas, coordinadora de Alzando el vuelo.

La Red de Custodia, que desarrolla SEO/BirdLife en colaboración con Adif y la Fundación Biodiversidad y el apoyo de la Obra Social de Caja Madrid, trabaja desde 2006 en la conservación del águila imperial ibérica. Implica a los diferentes sectores vinculados en su conservación y de ahí que haya involucrado a municipios, propietarios de fincas y escuelas a través de una red que cuenta con 116 poblaciones, casi 22.000 hectáreas de fincas privadas y más de 100 escuelas.

Consulta aquí más noticias de Segovia.