Bolsa de Madrid
La Bolsa de Madrid durante una de sus jornadas. Sergio Barrenechea / EFE

Los consejos de administración de las empresas cotizadas que forman parte del IBEX 35 ganaron de media el 5% más en 2011, "pese a la caída generalizada de los resultados", según revela el Informe de Gobierno Corporativo de ese ejercicio publicado este miércoles por la CNMV.

Este incremento se debe, sobre todo, a las mayores retribuciones variables que los consejeros de dos compañías del IBEX-35 recibieron el año pasado, apunta el informe, aunque no especifica de qué empresas se trata.

La retribución media por consejero fue de 522.000 euros el pasado año, lo que incrementa en un 4,4% el sueldo que recibieron en el ejercicio anterior.

Los consejeros ejecutivos de estas empresas (los presidentes y consejeros delegados) cobraron de media, por su parte, 2,4 millones de euros, una cifra superior a los 2,2 millones que ganaron el ejercicio anterior.

Los consejeros ejecutivos ganaron 2,4 millones de euros Al cierre de 2011, había en estas 35 empresas un total de 482 altos directivos, 31 menos que en 2010, que cobraron un sueldo medio de 777.000 euros, el 3,1% más que el año anterior.

Estas retribuciones representaron el 2,6% de los resultados obtenidos por estas compañías en el ejercicio, porcentaje similar al de 2010, según explica la CNMV.

El tamaño medio de los consejos de administración de las empresas del IBEX se mantuvo estable en 2011, con 14,4 miembros, por debajo del máximo de 15 vocales recomendado por el Código Unificado de Buen Gobierno, explica el informe, aunque 11 de las 35 empresas del IBEX superaron esa cifra.

La presencia de mujeres en los consejos de estas empresas se situó en el 12,1% frente al 10,6 % de 2010, aunque el porcentaje medio de ejecutivas siguió descendiendo, ya que pasó de 3,8, en 2010, a 3,3, en 2011.

Del informe se desprende además que el 38% de las sociedades, en las que la presencia de consejeras es escasa o nula, no han adoptado todas las medidas que recomienda el Código Unificado para corregir la situación.