Empresarios y sindicatos han firmado, en la localidad de Sigüenza, el convenio colectivo del sector de hostelería, que se ajusta al Acuerdo sobre Negociación Colectiva nacional (ANC), firmado entre CEOE, UGT y CCOO, y que contempla incrementos del 1,5% para el 2011, sin carácter retroactivo, del 0,25% para el 2012, mientras que en el 2013 esta subida será del 0,50%.

Según se ha informado hoy en nota de prensa desde CEOE-CEPYME, este documento, "esencial" tanto para empresarios como para los trabajadores, ha sido consensuado por ambas partes, en un acto de responsabilidad mutua, como expuso la responsable provincial de CCOO, Elena Adán.

Este convenio, que estará en vigor hasta el 31 de diciembre de 2013, contempla la flexibilidad de la jornada laboral que van a poder disfrutar las empresas en un sector con muchas horas de trabajo diario.

Recoge también el establecimiento de jornadas irregulares establecido por la reforma, y que se dispondrá de una bolsa de hora de 40 horas anuales para alterar la distribución del calendario laboral establecido.

En lo referido a la regulación de las fiestas, se hace una distribución "más racional" de las mismas, con posibilidad de, bien pagar esos días si se necesitan, o bien compensarlo con tiempo equivalente.

Dice la patronal que con la firma de este convenio colectivo también se rompe con el "encorsetamiento" del periodo de vacaciones anterior, pues ahora se dota a las empresas de poder excluir aquellos periodos de mayor productividad, adaptando, por tanto, "un traje a medida para cada empresa, dado la variedad de colectivos que están afectados por este convenio".

En todo caso, para aquellas empresas o autónomos del sector que estén pasando por dificultades extremas se contempla una cláusula de descuelgue del convenio colectivo, así como acudir a los órganos de solución extrajudicial de conflictos.