El vicepresidente de la Comisión de Economía del Congreso y exministro de Trabajo, Jesús Caldera, se ha mostrado partidario de establecer un copago en materia de dependencia, si bien ha avisado de que éste tiene "un límite" para el usuario.

En rueda de prensa en el Congreso, Caldera ha insistido en que, de emprenderse dicho copago, éste debe hacerse de acuerdo con la capacidad económica de la persona porque sino "se puede expulsar a personas del sistema".

Precisamente, el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad ultima un nuevo decreto que revisará el copago de los usuarios de la dependencia unificando la aportación económica mínima exigible en todo el territorio nacional y estableciendo, por primera vez, precios de referencia para los servicios prestados.

El borrador, al que ha tenido acceso Europa Press, señala que la aportación de los usuarios se fijará en función de su capacidad económica atendiendo a la renta y el patrimonio, además de que se introduce la posibilidad de que se compute la vivienda habitual en los beneficiarios de atención residencial o prestación económica vinculada a este servicio, siempre y cuando en el domicilio no vivan personas que estén a su cargo.

Frente a un posible "desmantelamiento" del Sistema de Dependencia, Caldera ha subrayado que la Ley de Dependencia ha mejorado los derechos de los ciudadanos, además de que se trata de una normativa "anticíclica", que favorece la economía.

"El gran error del Gobierno es no entender que retirando esos 300 millones de euros de los Presupuestos se acentúa la recesión económica, por el sistema de Dependencia es uno de los yacimientos de empleo mas importantes para España y su futuro", ha recalcado el socialista.

Así, ha puntualizado que la tasa de retorno supera el 70 por ciento de lo invertido en dependencia por lo que el Gobierno, a su juicio, debería "cuidar mucho" esta ley porque "más que nunca" dice que va contra la caída económica y ayudaría a una más rápida recuperación económica.

Consulta aquí más noticias de Valladolid.