El exjefe de seguridad de Uribe responderá en EE UU sobre sus nexos con el narcotráfico

  • Se le acusa de aceptar sobornos de la red de sicarios de la Oficina de Envigado, creada en la década de los años 80 por el capo Pablo Escobar.
  • También de la organización paramilitar ya disuelta Autodefensas Unidas de Colombia (AUC).
  •  Habría filtrado información de procesos abiertos por los servicios de inteligencia de Colombia, el Reino Unido y Estados Unidos.
  • El expresidente ha pasado por varios escándalos acerca de las conexiones de su entorno con la guerrila paramilitar y el narcotráfico.
El expresidente colombiano, Álvaro Uribe.
El expresidente colombiano, Álvaro Uribe.
EFE / ARCHIVO

El exjefe de seguridad del expresidente colombiano Álvaro Uribe (2002-2010), el general de la Policía colombiana retirado Mauricio Santoyo, llegó este martes al aeropuerto Internacional Dulles, a las afueras de Washington, tras entregarse a las autoridades de la Dirección Antidrogas Estadounidense (DEA) en Colombia, para responder sobre sus supuestos nexos con el narcotráfico.

"El Sr. Santoyo llegó al aeropuerto Internacional de Dulles en el Distrito Este de Virginia, el 3 de julio de 2012, y fue arrestado en virtud de una orden de detención de EE UU emitida el 25 de mayo de 2012", informaron  fuentes de la fiscalía.

Según las mismas fuentes, Santoyo comparecerá el próximo jueves 5 de julio ante el juez federal estadounidense Rawles T. Jones Jr. en la corte federal de Alexandria, en el estado de Virginia.

Sicarios y paramilitares

Al policía retirado se le acusa de haber aceptado sobornos de la red de sicarios de la Oficina de Envigado, creada en la década de los años 80 por el capo Pablo Escobar, y de la organización paramilitar ya disuelta Autodefensas Unidas de Colombia (AUC), a cambio de información de procesos abiertos por los servicios de inteligencia de Colombia, el Reino Unido y Estados Unidos.

La investigación sobre Santoyo arrancó con las declaraciones de tres jefes de las AUC extraditados, Salvatore Mancuso, Juan Carlos "El Tuso" Sierra y Carlos Mario Jiménez o "Macaco", quienes le vincularon con estos negocios ilegales.

Las conexiones del entorno del expresidente con la guerrila paramilitar y el narcotráfico son un grito a voces en Colombia. Ya en 2007, Uribe enfrentó un escándalo que desató la peor crisis política en la historia reciente del país por los presuntos nexos de congresistas aliados con esos escuadrones acusados de masacrar a miles de civiles.

La DEA ha reiterado que éste es el único alto oficial colombiano investigado por hechos de este tipo.

Santoyo conoció a Uribe en 1995, cuando formaba parte de la unidad antisecuestro de la Policía, después custodió su campaña electoral y prestó su servicio en su primer período de Gobierno (2002 y 2006).

El expresidente ha manifestado que nunca intercedió para que le dieran ningún cargo.

Uribe defendió su buen desempeño al conocerse la acusación, y en los últimos días recomendó a Santoyo desde su cuenta de Twitter que se entregara cuanto antes a las autoridades estadounidenses.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento