'Blade Runner'
Anderson versiona 'Blade Runner', el clásico de Ridley Scott Timothy Anderson

El ilustrador Tim Anderson (Utah - EE UU, 1981) heredó el amor por la ciencia ficción de su padre, ávido consumidor de novelas de naves espaciales y planetas lejanos. Los dos leían cómics juntos y el artista creció pensando que el género era cosa de adultos.

Pulp Sci-Fi (que se podría traducir como Ciencia ficción barata), el proyecto que acaba de iniciar, convierte clásicos cinematográficos en antiguos libros de bolsillo, con un aspecto efectista que en el presente tiene el encanto de la inocencia.

Tres títulos componen de momento la colección: Matrix (Andy y Lana Wachowski, 1999), Alien, el octavo pasajero (Ridley Scott, 1979) y la última, Blade Runner (Ridley Scott, 1982), en la que el ilustrador homenajea a Robert McGinnis, creador de más de 1.200 portadas para novelas y de carteles clásicos de cine, como Desayuno con diamantes (Blake Edwards, 1961), Barbarella (Roger Vadim, 1968) y varias películas de James Bond.

Chicas atractivas y aventuras

Anderson respeta los rasgos diferenciales de las portadas de cartón austero del pulp. Las composiciones sólidas, los colores vivos, los escenarios llamativos, las chicas atractivas mezcladas con la promesa de una historia de aventuras... El artista se recrea en los trucos que utilizaban los ilustradores del pasado para atraer la atención frente a cualquier otro libro que compartiera los estantes y los mostradores de las librerías.

Algunas son grandes historias, otras son puro escapismoEl artista quiere con el proyecto agradecer la influencia de las películas que lo moldearon y dar importancia y dignidad a un género que triunfó y cautivó a tantos lectores. "En muchos aspectos, esas viejas novelas de bolsillo proporcionaron el mismo entretenimiento que los estrenos de verano. Algunas resaltan por sus grandes historias, otras son puro escapismo y sensacionalismo, divertidas y rápidamente reemplazables por la siguiente".

"Con un punto hortera"

En cada portada agrega sobre la ilustración el clásico eslogan, "con un punto hortera", amite, que se escribía sin a veces tener demasiado en cuenta la trama, asegurando la diversión de leer las páginas. El artista ha escogido frases de Matrix y Blade Runner para imitar ese estilo publicitario. En el caso de Alien, la frase es la misma que se utilizó en su día para promocionar el estreno.

Aunque el aspecto es el de un ajado libro de bolsillo, los carteles son digitales 100%. Anderson sólo se vale de su cuaderno para los bocetos iniciales, garabatea ideas en los ratos libres y luego las reproduce en la comodidad del Photoshop. Tiene planes de ampliar la colección, ideas, bocetos y trabajos comenzados de títulos que no quiere revelar "porque tiendo a saltar de una cosa a otra, cambiando de idea, y no me quiero arrinconar sin saber si terminaré".