El Partido Popular y Unión Centro Benalmádena (UCB) han obtenido este sábado la Alcaldía del Ayuntamiento del municipio malagueño de Benalmádena, tras aprobarse en el pleno la moción de censura presentada el pasado 12 de junio, desbancando, así, al socialista Javier Carnero, que gobernaba junto a estos independientes e IU.

La moción ha contado con los votos a favor de 14 concejales frente a 11 que han votado en contra, de un total de 25. Así, una vez aprobada la moción, la diputada nacional del PP Paloma García Gálvez se ha convertido en la nueva regidora del municipio, mientras que el líder de UCB, Francisco Salido, será el teniente de alcalde.

En el transcurso de la sesión plenaria la primera en comparecer ha sido García Gálvez quien ha asegurado que contaba con dos opciones: estar en la oposición "y ver como el pueblo seguía a la deriva" o, por contra, "dar un paso al frente para dirigir el municipio desde la unidad".

En este punto, ha señalado que "tras un año de desgobierno y apelando al mismo sistema jurídico" este sábado "tenemos la legitimidad de realizar este acuerdo de gobierno en el que confiamos y con el que vamos a trabajar por el bien de Benalmádena".

Por ello, se ha mostrado convencida de que el acuerdo alcanzado es "la mejor opción para recuperar la estabilidad, gobernabilidad y la normalidad, en definitiva, hacer de esta forma al pueblo uno de los más dinámicos de la provincia", insistiendo, en que no se trata de una "moción de personalismos dirigida contra un alcalde", sino "de una acción constructiva, que lo que pretende es cumplir con el programa de partido que fue el más votado en las elecciones".

Además, ha aclarado que ha sido "el descontrol del equipo saliente, cuando una parte del gobierno no sabía lo que hacía la otra" lo que les ha llevado a realizar la moción de censura. Ha asegurado que es "nuestra obligación" acabar con "el bloqueo" al que PSOE e IU ha sometido Benalmádena, aclarando, entre otros aspectos que la ampliación del puerto deportivo "está en juego por su dejadez y falta de apoyo".

Además, García Gálvez, que ha estado apoyada por dirigentes 'populares' como el presidente provincial del PP, Elías Bendodo, ha asegurado que "tampoco han sido capaces de resolver proyectos que el PP había puesto en marcha", aunque, por contra, "se han esmerado en la desmesurada subida de impuestos, falta de proyectos y abandono del litoral".

Todo ello, a juicio de García Gálvez, "es más que suficiente para justificar la decisión política que se toma". "Vivimos tiempos difíciles y no puedo prometer la solución de todos los problemas que nos aquejan, pero sí tengo clara idea de nuestra responsabilidad, mía y del equipo de gobierno, como es trabajar con seriedad, rigor y coherencia buscando, por encima de todo, que el Ayuntamiento recobre la normalidad".

Una vez aprobada la moción de censura, la nueva alcaldesa ha asegurado en su discurso de investidura que esta nueva etapa política estará "basada en el respeto, en la tolerancia, en la unidad y en el entendimiento, con un gobierno que trabajará desde el diálogo y la ilusión". "Afronto este ciclo con responsabilidad y humildad, dedicando el cien por cien de mi esfuerzo a este proyecto", ha indicado, añadiendo que ofrecerán "total y plena transparencia y seguiremos las líneas que anunciamos en nuestro programa electoral".

Javier carnero

Por su parte, el hasta ahora alcalde de Benalmádena, que ha sido arropado por dirigentes socialistas, como el secretario provincial, Miguel Ángel Heredia, ha insistido en que la "historia es un buen espejo en el que mirarse". "Es necesario hacer ver a la ciudadanía que la fórmula propuesta no es nueva y que ya se mostró dañina para el pueblo", ha dicho.

Carnero ha asegurado que si se ha planteado la moción es "porque alguien no se encontraba cómodo por la forma de gestionar, es decir, gestionar con escrupuloso respeto la legalidad vigente", al tiempo que ha añadido que, al igual que en la moción de censura de hace tres años, "no hay más razón que sed de poder y ansía de aferrarse a la política".

Sin embargo, ha dejado claro que "nadie" podrá negar "los logros" del Consistorio en este primer año de gestión. Ha dicho tener la "satisfacción del trabajo bien hecho" y ha advertido de que la ciudadanía "empieza estar curada de espanto, porque nos parece triste que un hecho que la Constitución contempla como algo extraordinario se utilice como herramienta habitual para protagonizar asaltos al poder motivados por intereses personales".

Por último, Carnero se ha dirigido a los vecinos y ha indicado que de esta "vergonzosa situación tenemos que aprender todos" y ha resaltado que los "vaivenes políticos" de los últimos tiempos "no os deben llevar al desánimo". También ha tenido palabras para la recién nombrada alcaldesa, a quien ha deseado suerte y le ha pedido que trabaje "desde el respeto y la honradez como he hecho yo".

PORTAVOCES

Por su parte, la portavoz del grupo municipal del PP, Concha Cifrián, ha subrayado que "se va a cumplir la voluntad de la mayoría del pueblo de Benalmádena, quienes hace ahora 13 meses eligieron en las urnas ser gobernados por el PP".

"Este voto de censura nunca tenía que haberse producido, simplemente porque usted —en referencia a Carnero— nunca tenía que haber sido alcalde, porque no ha estado a la altura de las circunstancias", ha dicho.

El edil del PSOE Manuel Arroyo ha indicado que "en política no todo vale" y ha asegurado que desde hace unos seis meses "pensábamos que la traición es cuestión de fechas".

El presidente de UCB, Francisco Salido, ha dicho afrontar la nueva etapa con "con seriedad, firmeza, sentido de la obligación y coherencia política". Ha precisado que era "nuestra obligación poner punto y final a una situación de desgobierno en la que la gota que ha colmado el vaso ha sido el bloqueo al que el PSOE e IU han sometido al proyecto más ambicioso del municipio", la ampliación puerto deportivo.

Ha agregado que "UCB no ha sido el que ha roto el pacto, han sido ustedes señores del PSOE e IU quienes no han respetado el acuerdo de gobierno y han puesto en peligro los más de 2.000 puestos de trabajo que generará la ampliación del Puerto Deportivo". "Lo único que hemos recibido de ustedes han sido zancadillas", ha añadido y ha aclarado que "no podíamos continuar al lado de un Gobierno cuya gestión se basaba en la dejadez y en la desidia".

Por su parte, la portavoz de IU, Elena Galán, ha explicado que el gobierno de coalición entre PSOE, UCB e IU "tenía como base regenerar la vida política del Ayuntamiento" y "no fuimos a un simple reparto de sillones". "La ingobernabilidad del Ayuntamiento no la ha causado IU, la ha causado la ruptura de UCB y será éste quién tendrá que explicar los motivos de la ruptura", ha sentenciado. Además, ha añadido que no se puede "admitir que se pueda justificar esta moción de censura en la acusación de que hemos paralizado la ampliación del puerto".

El portavoz de BOLI, Juan Antonio Lara, ha asegurado que la formación ha votado en contra porque, "aún contando con la fuerza más votada, los principios y razones sobre las que se fundamenta dicha unión no propician el ambiente idóneo para crear un clima de confianza y estabilidad". Por otro lado, la edil no adscrita, Encarnación Cortés, ha pedido a todos que "las rivalidades y las guerras políticas no perjudiquen ni hipotequen al futuro de Benalmádena".

Eran numerosos los vecinos que, tanto aplaudiendo como abucheando, se concentraban en la puerta del Ayuntamiento y en el patio ya que, por falta de espacio, no han podido asistir a la sala de plenos. Asimismo, un grupo de vecinos ha aparecido con camisetas donde podía leerse '¿A ti también te engañó Salido?'.

Consulta aquí más noticias de Málaga.