Agentes de la Policía Nacional han detenido a un hombre de 27 años como presunto autor de un delito de robo con fuerza en un establecimiento de hostelería del distrito de Abastos, en Valencia, donde supuestamente tras forzar la cerradura de la persiana y acceder a su interior, se apoderó de 2.400 euros de la máquinas tragaperras. El presunto autor de los hechos se dejó su teléfono móvil al pie de una de ellas, según ha informado la Jefatura Superior en un comunicado.

Las investigaciones se iniciaron cuando los policías tuvieron conocimiento de un robo con fuerza ocurrido entre el día 20 y 21 de mayo en un establecimiento de hostelería del distrito de Abastos, donde tras forzar la cerradura de la persiana, los presuntos autores de los hechos habían accedido a su interior y forzado dos máquinas tragaperras, con lo que lograron apoderarse de unos 2.400 euros.

Durante las investigaciones, los agentes averiguaron que había aparecido un teléfono móvil en el suelo cuyo titular se desconocía, ya que no pertenecía a la propietaria del local, así como que no estaba cuando había cerrado.

Como consecuencia de las investigaciones, los agentes averiguaron la identidad del propietario del teléfono móvil que, tras diversas gestiones, fue detenido por un presunto delito de robo con fuerza en las cosas. El detenido, de nacionalidad española y con antecedentes policiales, pasó a disposición judicial.

Consulta aquí más noticias de Valencia.