La Organización de las Naciones Unidas para la Ciencia, la Educación y la Cultura (Unesco), a través de su Centro de Patrimonio Mundial, celebra a partir de este domingo en San Petersburgo (Rusia) la XXXVI sesión del Comité de Patrimonio Mundial. El caso de Sevilla, cuyos monumentos declarados Patrimonio de la Humanidad podrían ingresar en la lista del Patrimonio Mundial en peligro, figura en un capítulo de la agenda cuyo debate está previsto los días 27 y 28 de junio, toda vez que para el 1 de julio ha sido programada la "actualización" de las listas del Patrimonio Mundial y del Patrimonio Mundial en peligro.

En concreto, y según figura en la "agenda provisional" de la XXXVI sesión del Comité de Patrimonio Mundial, recogida por Europa Press, el próximo 27 de junio a las 11,30 horas arranca en el seno de este cónclave de la Unesco el debate del capítulo dedicado al "estado de conservación de los bienes inscritos en la lista del Patrimonio Mundial". En este capítulo, denominado '7B', figura como número 88 la propuesta del Centro de Patrimonio Mundial relativa a la inclusión de los monumentos de Sevilla declarados Patrimonio de la Humanidad; la Catedral, el Real Alcázar y el Archivo de Indias, en la lista del Patrimonio Mundial en peligro. Este capítulo, el '7B', será debatido entre los días 27 y 28 de junio, porque la agenda reserva para el 1 de julio, a las 16,00 horas, la "actualización" de las listas del Patrimonio Mundial y del Patrimonio Mundial en Peligro.

DESDE 1987

La Catedral, el Real Alcázar y el Archivo de Indias de Sevilla, principales monumentos de la ciudad y buques insignia del turismo sevillano, fueron declarados Patrimonio de la Humanidad en 1987. Su destino como Patrimonio de la Humanidad está marcado por la torre de 178 metros de altura que promueve Cajasol-Banca Cívica en el sector sur de la isla de la Cartuja, dado que la mencionada propuesta del Centro de Patrimonio Mundial considera que el proyecto implica un "impacto visual altamente adverso" sobre la localización de estos monumentos y su relación con el río Guadalquivir y el resto de monumentos de la ciudad, aspectos que "sostienen los atributos" de la Catedral, el Alcázar y el Archivo de Indias como activos de "valor universal".

La propuesta en cuestión, sustentada en las recomendaciones del Consejo Internacional de Monumentos y Sitios (Icomos por sus siglas en inglés), aboga por incluir a estos monumentos en la lista del Patrimonio Mundial en peligro y reclamar a España, como estado miembro de la Unesco, la "suspensión inmediata de todo trabajo" en la torre, diseñada por el arquitecto César Pelli, al objeto de "abrir un diálogo" sobre la altura y diseño del proyecto y "mitigar" así su "impacto adverso".

Fechas concretas

De hecho, esta propuesta incluso establece la fecha del 15 de agosto al objeto de que entonces, hayan sido ya suspendidos los trabajos en la torre, para que a finales de 2012 hayan sido adoptadas "medidas para modificar la altura y diseño del proyecto", cuyas obras siguen actualmente avanzando. Porque el Ayuntamiento de Sevilla, gobernado por Juan Ignacio Zoido (PP), ha anunciado que ante la Unesco defenderá la tesis de que esta iniciativa urbanística es compatible con la declaración de Patrimonio Mundial.

Consulta aquí más noticias de Sevilla.