Bolsa de Madrid
La Bolsa de Madrid. J.J. Guillén / EFE

La prima de riesgo se ha disparado este jueves tras la última rebaja de la calificación de la deuda española, realizada por Moody's la pasada madrugada. El riesgo país ha abierto en 540 puntos y tras llegar a un tope de 550 puntos a mediodía, se relajaba hasta los 542 puntos al cierre del mercado de deuda (16 puntos más que el cierre de este miércoles).

El bono español se mueve ya en intereses del 6,93%, tras haber tocado durante esta jornada el 7% en el bono a 10 años, una cifra histórica superior a la registrada en las últimas semanas de tensión y en el pico del noviembre pasado.

Carísima financiación

Hay que recordar que el bono español es una de las distintas formas que tiene España de refinanciar su deuda en los mercados. Básicamente, el Estado emite un título con un determinado valor que compra un inversor. El Estado se compromete a devolver ese capital en el plazo fijado más un interés. A mayor desconfianza, más intereses hay que pagar para captar la atención del inversor.

Que el interés del bono a diez español esté al 7% demuestra que los mercados desconfían de EspañaQue el interés del bono a diez español esté al 7% demuestra que los mercados desconfían de España y tiene muchos problemas para financiarse en los mercados. Por eso debe ofrecer más intereses: para animar al inversor. Sin embargo, todos los expertos coinciden en que si se mantiene ese interés en el tiempo, España no podrá acudir a los mercados, es insostenible.

La prima de riesgo o riesgo país, por su parte, es un indicador que mide la diferencia entre los intereses del bono alemán a diez años, considerado como un valor seguro o refugio, y su equivalente español. En estos días, tras el rescate a la banca española, el bono alemán ha elevado su rentabilidad —los mercados han valorado que ese rescate demuestra que Alemania es más vulnerable a los problemas de los países en riesgo y ha subido al 1,50%—, pero la prima de riesgo española no ha descendido, algo que habría ocurrido en circunstancias normales.

Pero la situación actual es excepcional. En el riesgo país, además de la diferencia matemática, influyen otros factores menos numéricos como las dudas sobre cómo se realizará el rescate, la banca española, las elecciones en Grecia, etc, según explicó a 20minutos.es, Andrés Dancausa, director general de iahorro.com.

El Ibex-35 cierra en verde

La Bolsa española ha esquivado en esta jornada tanto la rebaja de la nota de la deuda nacional por Moody's como el encarecimiento de la deuda soberana y se ha anotado una subida del 1,22% que le acerca a los 6.700 puntos.

Las pérdidas anuales bajan al 21,83%Con la prima de riesgo en 542 puntos básicos, el Ibex-35 ha subido hoy 81 puntos, el 1,22%, hasta 6.696 puntos. Las pérdidas anuales bajan al 21,83%.

Excepto Repsol, que bajaba el 0,48% mientras el barril de petróleo Brent, de referencia en Europa, se cambiaba a menos de 97 dólares, el resto de los grandes valores subió: Banco Santander un 1,85%; Inditex, un 1,64%; Telefónica, un 1,27%; Iberdrola, un 1,07%, y BBVA, un 0,94%

En el resto de plazas europeas también se han registrado avances: París subía un 0,08%, Milán un 1,47% . Sin embarhgo, Londres retrocedía un 0,31% y Francfort un 0,23%.

La bolsa griega se dispara

La Bolsa de Atenas, por otro lado, ha cerrado con una espectacular subida de un 10,12%, que los analistas atribuyen al convencimiento entre los inversores de que los conservadores ganarán las elecciones del próximo domingo.

Es fruto del "optimismo" respecto a "un gobierno pro-memorándum"A pesar de que este jueves se conocieron las cifras del desempleo del primer trimestre del año, con un récord histórico del 22,6%, y de que la retirada masiva de depósitos bancarios es continua desde hace un mes, el índice general de la bolsa ATHEX avanzó un 10,12% respecto a la jornada anterior mientras que el índice bancario se incrementó en más de un 26%.

La página web especializada Capital.gr considera esta subida como fruto del "optimismo moderado" respecto a que, tras las elecciones del domingo, se forme "un gobierno pro-memorándum", en referencia al acuerdo de rescate de 130.000 millones de euros concedido a Grecia por la UE y el FMI a cambio de severas medidas de austeridad.

Las encuestas secretas de los principales partidos indican que los conservadores serían vencedores con dos puntos porcentuales por encima de Syriza.