El Eurogrupo estudia el rescate a España y le pide que actúe rápido y lo acepte

El ministro español de Economía y Competitividad, Luis de Guindos (c), conversa con el presidente del Eurogrupo, Jean-Claude Juncker (d), y con el ministro de Finanzas galo, François Baroin.
El ministro español de Economía y Competitividad, Luis de Guindos (c), conversa con el presidente del Eurogrupo, Jean-Claude Juncker (d), y con el ministro de Finanzas galo, François Baroin.
Olivier Hoslet / EFE

Los ministros de Economía y Finanzas de la zona del euro han mantenido una teleconferencia urgente sobre el posible rescate europeo al sistema bancario español. En ella ha participado el jefe del Gobierno de Italia, Mario Monti, según fuentes gubernamentales italianas, en calidad de ministro de Economía de Italia, cargo que ocupa desde que llegó al poder en noviembre. También ha presente en esa reunión la directora del FMI, Christine Lagarde.

Posteriormente a la videoconferencia, se emitirá un comunicado al término de su reunión, según detalló el portavoz, Guy Schuller, quien eludió comentar si se espera que España presente para entonces una solicitud formal de asistencia.

Antes de que tuviese lugar la reunión, Juncker pedía una rápida y urgente solución para la crisis de la banca en España y ha subrayado que la situación de este país no es comparable a la de Grecia a la vista de los esfuerzos de consolidación del Gobierno español.  "La solución debe producirse rápidamente", reclamó Juncker en declaraciones a la emisora pública alemana Deutschlandradio Kultur, en las que subrayó que el problema español es puramente bancario, mientras que el de Grecia es mucho más amplio.

El mecanismo jurídico para salvar la banca

Los ministros de Economía y Finanzas de la Unión Europea abordarán esta tarde el 'protocolo' o mecanismo jurídico que sirva para canalizar la ayuda que sanee la parte de la banca española que plantea problemas de capitalización, según fuentes parlamentarias. Así, dicho encuentro extraordinario tiene el objetivo de encauzar una solución a los problemas de recapitalización de la banca española antes de que se abran los mercados el próximo lunes.

Las fuentes consultadas explicaron que una solución como la que ha planteado España, de canalizar la ayuda europea desde el Mecanismo Europeo de Estabilidad (MEDE) hacia el Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB), es algo inédito, no se ha hecho nunca. Por ello, afirman, es necesario negociar cómo se articula el mecanismo jurídico que permita la operación.

Hasta ahora, los rescates de la Unión Europea habían sido a los Estados, y no existía un mecanismo que sirviera para sanear la banca. De hecho, esta posibilidad ha sufrido muchas resistencias, sobre todo de Alemania, que no concibe la inyección de fondos a entidades privadas sin que estas pasen previamente por los Estados.

Sin embargo, el mecanismo planteado por España, aunque es finalista hacia el sistema financiero, mantiene una garantía pública ya que el FROB es un mecanismo que depende del Gobierno español.

Las mismas fuentes destacan la buena acogida que ha tenido la propuesta española entre algunos socios europeos y creen que jurídicamente no plantea muchos problemas. Otra cosa, aseguran, es la decisión política de dar el visto bueno a la inyección de fondos. Una decisión que, admiten los consultados, podría no cerrarse hoy mismo.

Además, tampoco descartan que este sábado no se cierre una cifra porque el Ejecutivo español está a la espera de los informes de los evaluadores privados que encargó el Ejecutivo español, a pesar de que el Fondo Monetario Internacional (FMI) ha adelantado una estimación inicial cercana a los 40.000 millones de euros, como la cifra que se necesitaría para el saneamiento del 30% del sistema financiero, que es el que plantea problemas.

El Gobierno esperará a la reunión

En Madrid, el Gobierno español está estudiando en profundidad el informe del Fondo Monetario Internacional (FMI) sobre la situación de los bancos españoles, que ratifica los datos de los que disponía el Ejecutivo, y esperará a conocer la opinión de los socios de la zona euro antes de tomar alguna decisión sobre su recapitalización.

España no ha formalizado de momento su petición de ayuda a Europa, que podría producirse en cualquier momento después de que este viernes se adelantase la publicación de informe del Fondo Monetario Internacional (FMI) sobre la situación del sistema financiero español.

La Comisión Europea había aconsejado a Madrid que esperase a conocer las necesidades exactas de sus bancos antes de formular ninguna petición de ayuda a Europa, si bien ha reiterado en todo momento que la decisión sobre cuándo hacerlo depende en exclusiva del Ejecutivo de Mariano Rajoy.

A pesar de que hay más auditorías en curso sobre la situación de la banca en España, el Gobierno espera que vayan en la misma línea de las del FMI, por eso podría bastar con este informe para formular la solicitud.

Informe del FMI

El FMI cifró las necesidades de recapitalización de los bancos más débiles en España en al menos 40.000 millones de euros, y advirtió de que "existen aún importantes vulnerabilidades en el sistema".

En un duro y amplio informe, el fondo considera "crítico" que las autoridades españolas tomen una "acción decisiva" para resolver el problema de las entidades "débiles" y restaurar la confianza en España.

El vicepresidente del BCE, Vitor Constancio, ya dijo este viernes que esperaba "una decisión rápida" sobre la necesidad de recapitalizar la banca.

Las agencias de rating, por su parte, han multiplicado sus informes en las últimas horas sobre el déficit de capital y provisiones de las entidades españolas, que algunas cifran en 100.000 millones de euros.

El por qué de la reunión del Eurogrupo

Detrás de la urgencia de la convocatoria de este sábado está la clara intención de calmar a los mercados, cuya desconfianza ha hecho que en las últimas semanas la prima de riesgo se dispare por encima de los 500 puntos básicos y la rentabilidad se acercara al 6,5%.

La elección del fin de semana para la reunión del Eurogrupo no es casual, dado que se produce en un momento en que los mercados financieros están cerrados, y antes de las elecciones del próximo fin de semana en Grecia.

A falta de detalles concretos, el Eurogrupo tiene previsto estudiar la posible concesión a España de una línea financiera para recapitalizar a la banca, y que sería concedida por el Fondo Europeo de Estabilidad Financiera (FEEF). El importe podría rondar sobre los 40.000 millones, según las mismas fuentes.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento