Nuevos propósitos coleccionables

Los quioscos se han llenado de fascículos, como cada septiembre. La fiebre coleccionista va desde las casas de muñecas hasta el tradicional Scalextric, sin olvidar los libros o DVD.
La amplia oferta de colecciones inunda los quioscos(Sergio González).
La amplia oferta de colecciones inunda los quioscos(Sergio González).
Bomberos de distintas partes del mundo, coches de rally o todos los modelos que se han fabricado del clásico dos caballos, o tal vez montar un avión, un reloj de cuco o una casa de muñecas. Todo esto y mucho más se puede encontrar estos días en los quioscos. Son los lanzamientos que las editoriales ponen a la venta para esos miles de ávidos coleccionistas que, año tras año, se apuntan a la fiebre de juntar, pieza a pieza, su objeto de deseo. Completar una colección requiere grandes dosis de paciencia. Algunos tendrán que comprar hasta 140 entregas para completar su preciado tesoro, otros abandonan a medio camino o, incluso, tras la golosa primera entrega –algunas a precio de saldo, por menos de dos euros.

Deseos e ilusiones

«El afán coleccionista tiene que ver con los nuevos propósitos de septiembre y con los deseos. Siempre hay un producto que ilusiona, algo que no tuvimos en la infancia o que añoramos», asegura el psicólogo Juan Antonio Rodríguez. De hecho, la oferta va desde la Casa rústica mediterránea hasta Los grandes enigmas de la historia en DVD o Nuestros campeones de rallies.

Un alto porcentaje de los que empiezan no llegan al final. «Los propósitos se van diluyendo, hace falta disciplina», explica Rodríguez. Eso lo saben muy bien en las editoriales: «Las termina alrededor del 30%», dice Marta Ariño, responsable de promociones de Grupo Zeta, que asegura que el éxito depende del producto: «Hay clásicos como el Scalextric, pero siempre se ofrece algo exclusivo. Y es una compra a plazos, accesible para todos». Las firmas ya piensan en nuevos títulos. Saben que hay coleccionistas insaciables, que tras reunir 140 soldaditos de plomo aún quieren más.

Cuéntanos... ¿Cuál es el coleccionable más surrealista que recuerdas? 

Mostrar comentarios

Códigos Descuento