Irak recuperó el control de la prisión de Abu Ghraib, conocida por los escándalos de abusos contra prisioneros que involucraron a soldados estadounidenses, dijo este sábado el portavoz del gobierno Ali al Dabagh.

"Ayer, la prisión de Abu Ghraib fue entregada por las fuerzas estadounidenses", dijo al Dabagh en una conferencia de prensa.

"Ahora está vacía de cualquier detenido o prisionero".

Abusos, torturas y malos tratos

La prisión de Abu Ghraib, construida en la década de los setenta, saltó a los medios de información en abril de 2004 debido a los abusos, torturas y malos tratos que varios soldados estadounidenses encargados de su administración cometían contra los prisioneros.

En febrero de 2005, sin embargo, se hicieron públicas nuevas vejaciones en una televisión australiana.

El viceministro agregó que el Gobierno iraquí aún no ha decidido si el edificio seguirá albergando una prisión o si se utilizará para otros cometidos.

Abu Ghraib, situada a 50 kilómetros al oeste de Bagdad, albergó a unos 3.000 prisioneros que eran supervisados directamente por las fuerzas estadounidenses, responsables de otras tres prisiones en Irak.

La prisión fue utilizada por el ex líder iraquí Sadam Husein para torturar a sus oponentes políticos.