Los líderes del primer grupo de la oposición en la Asamblea de Ceuta, la coalición Caballas, Mohamed Ali y Juan Luis Aróstegui, han denunciado este jueves que el Gobierno local, que preside Juan Vivas (PP), ha "falseado" las cuentas de las sociedades municipales de la Ciudad "para ocultar a la Administración general del Estado, a la oposición y a la ciudadanía que ha cerrado los cinco últimos ejercicios con un déficit medio de 20 millones de euros".

Ali y Aróstegui han anunciado en rueda de prensa que, tras el debate que se producirá el próximo lunes en el Pleno sobre la ampliación del Plan de pago a proveedores que se acordó concertar en marzo con el aval del Estado por 80 millones de euros, su grupo instará al Tribunal de Cuentas a efectuar una investigación "especial" sobre la "nefasta" gestión económica que a juicio desarrolla el Ejecutivo del PP.

Los dos políticos localistas han recordado que la Administración local, "como Ayuntamiento que es, no puede cerrar sus cuentas anuales con pérdidas, por lo que se ha dedicado a hacer trampas contables en forma de transferencias a su sector periférico que nunca se hacían, por ejemplo, para aparentar una buena salud económica ficticia".

Con cerca de 200 millones de euros de deuda bancaria viva, el Ejecutivo ceutí abonó en 2009 un total de 18 millones de euros de deuda comercial y a principios de marzo reconoció arrastrar otros 80 en facturas impagadas con fecha anterior al 1 de enero de este año. Además, el Gobierno local ha recibido otras 1.600 reclamaciones de pago por un importe de aproximadamente 30 millones de euros que no ha aceptado incluir en la operación impulsada por el Ministerio de Hacienda para entidades locales y Autonomías.

Según Caballas, "Vivas no se ha atrevido a llevar a 120 millones de euros el crédito a solicitar para no soliviantar al Gobierno de Rajoy, pero esas facturas existen aunque se busquen argumentos técnicos para no aceptarlas".

Los dos diputados autonómicos han "exigido" al presidente ceutí que "depure responsabilidades políticas" por meter a la ciudad "en un callejón sin salida". "Este Gobierno ha machacado dos Programas Operativos de la Unión Europea, todos sus presupuestos y 350 millones de euros de deuda acumulada para dejarnos como la ciudad con más población por debajo del umbral de la pobreza, más fracaso escolar y más paro del país. ¿Esa es una gestión razonable, austera, eficaz y eficiente", ha preguntado retóricamente Aróstegui.

"Seguiremos teniendo un presidente amable que saluda con una mano mientras le quita el dinero a los ciudadanos con la otra, pero la ciudad se enfrenta a diez años de siesta sin ninguna inversión para poder pagar a precio de oro sus campañas electorales", han censurado los localistas, que han acusado al diputado nacional ceutí, Francisco Márquez, exconsejero de Hacienda desde hace una semana, de haber salido "corriendo" a "refugiarse en el Congreso por temor a terminar siendo él quien pague las consecuencias políticas de este desastre".

Consulta aquí más noticias de Ceuta.