La Comisión Balear de Medio Ambiente ha dado hoy el visto bueno al proyecto del Consell de Mallorca de conectar la autopista de Levante (Ma-19) con el Molinar y el Camí Fondo, en una actuación que ha sido "reivindicada históricamente por las barriadas del Molinar, el Coll d'en Rebassa y Portixol". El proyecto cuenta con un presupuesto de licitación de 20,2 millones de euros.

Así, según ha explicado el Consell en un comunicado, la Comisión Medioambiental ha tenido en cuenta la propuesta del Subcomité de Evaluaciones de Impacto Ambiental que emitió un informe favorable sobre los proyectos que posibilitarán la conexión de las barriadas que se encuentran en el sur de la autovía de Levante con las que se encuentran en el norte de la misma. En este sentido, desde el Consell aseguran que este hecho "mejorará la movilidad global del entorno".

Además, han indicado que el subcomité valoró el informe favorable de la Dirección General de Recursos Hídricos una vez introducidas las modificaciones exigidas con respecto a la afección a la zona inundable del Torrent Gros y ha pedido que "para evitar emisiones de polvo, durante la fase de obras, los riegos periódicos "se hagan con agua depurada y que se contrate un auditor ambiental tal como exige la ley de evaluaciones de impacto ambiental".

El proyecto "prevé un paso superior sobre la autopista de Levante para unirla con el Molinar, el polígono de Levante y el Camí Fondo a través de la ronda de Levante".

Así, la obra "permitirá un acceso directo de las barriadas de la zona con la red viaria principal de accesos a Palma" y "mejorará la interconexión entre el Molinar y el Coll d'en Rebassa con las barriadas situadas en la otra parte de la autopista como el Rafal Nou y Son Gibert".