Cuba decreta luto por la muerte del Papa

El gobierno cubano lamentó la muerte de Juan Pablo II, al que se refirió como a "un amigo", y anunció que enviará una delegación de alto nivel a los funerales y que decretará luto oficial.
Fidel Castro y Juan Pablo II
Fidel Castro y Juan Pablo II
El gobierno y el pueblo cubano recibieron "con profundo pesar" lanoticia del fallecimiento del Papa, señaló una declaración oficialleída por el canciller, Felipe Pérez Roque, minutos después de que seanunciara la muerte del Pontífice.

Juan Pablo II
fue un "amigo",agregó la declaración oficial, "alguien que se preocupó por los pobres,combatió el neoliberalismo y luchó por la paz". "Recordaremos congratitud su visita al país, sus palabras amistosas, su pronunciamientocontra el bloqueo (de EEUU sobre Cuba)", apuntó el canciller en laprimera reacción oficial del gobierno cubano desde que el Papa cayóenfermo.

El pueblo, añadió, le recibió "con simpatía" y no olvidará la visita aCuba -en enero de 1998- ni "el cordial recibimiento" que ofreció allíder cubano, Fidel Castro, en el Vaticano. La visita del Papa a laisla, en enero de 1998,
marcó un hito para Cuba,contribuyó a consolidar la presencia de la Iglesia Católica y fijó laposición del Vaticano en defensa de la apertura del sistema. "Cuba debeabrirse al mundo, el mundo debe abrirse a Cuba", dijo en aquellaocasión Juan Pablo II.

Pérez Roque anunció que l
os funerales del Papa tendrán una amplia cobertura en Cubay que el gobierno enviará una delegación de alto nivel al Vaticano,cuya composición todavía no se ha determinado. Además, adelantó que elgobierno decretará luto oficial. "Nos unimos al sentimiento de tristezay de pesar con todos los católicos de Cuba y del resto del mundo", dijoel ministro, que no descartó que el arzobispo de La Habana, el cardenalJaime Ortega, vuelva a tener un espacio en la televisión para dirigirsea los creyentes de la isla.

La televisión cubana, controlada por el gobierno, sólo se ha abiertopara la cúpula de la iglesia cubana en dos ocasiones: en enero de 1998,durante la visita del Papa, y anoche, cuando Ortega informó a losfieles de la gravedad del Pontífice.
En La Habana doblaron las campanasde las iglesias para anunciar a los católicos la muerte del Papa,aunque la mayoría de las iglesias permanecen cerradas y el cardenal nooficiará misa hasta mañana, domingo.
Mostrar comentarios

Códigos Descuento