Margallo asegura que la economía española crecerá "tímidamente" a finales del verano de 2013

El ministro español de Asuntos Exteriores, José Manuel García-Margallo (i), en una reunión este lunes on sus homólogos europeos en Luxemburgo.
El ministro español de Asuntos Exteriores, José Manuel García-Margallo (i), en una reunión este lunes on sus homólogos europeos en Luxemburgo.
NICOLAS BOUVY / EFE

El ministro de Asuntos Exteriores, José Manuel García-Margallo, lanzó en la noche del lunes un mensaje de optimismo sobre la evolución de la economía española y auguró que ésta crecerá "tímidamente" a finales del verano de 2013.

"Espero que el año que viene estemos creciendo, en contra de lo que dicen algunos agoreros", ha afirmado Margallo en declaraciones en Intereconomía.

El ministro ha advertido que su intención no es que se diga que el Gobierno "entra en lo de los brotes verdes", pero que en su opinión España "verá la luz" y que habrá "un cambio de percepción" del exterior.

"Esto gira súbitamente", ha continuado, "la Bolsa está ahora muy barata, tenemos un montón de viviendas muy baratas, vamos a arreglar algunos disparates como la ley de costas o la ley de ordenación urbanística para dar confianza al inversor extranjero y pueda empezar a venir a este país, que es magnífico".

Margallo, que ha repetido que para España "no hay vida fuera del euro", ha insistido en que la "austeridad solo no basta" y ha instado al Banco Central Europeo a comprar deuda pública de los países que, como España, pagan unos tipos de interés "excesivos" para financiarse.

Inversores estadounidenses

Por su parte, el ministro español de Economía y Competitividad, Luis de Guindos, se entrevistó este lunes en Nueva York con decenas de inversores estadounidenses a los que explicó las últimas reformas aprobadas por el Gobierno de Mariano Rajoy para hacer frente a la crisis.

Así lo confirmaron fuentes del Ministerio de Economía, que precisaron que entre los asuntos abordados durante esos encuentros destacaron la reforma bancaria, el pacto de austeridad con las autonomías y la situación de la zona euro. También tuvieron ocasión de hablar de la última reunión del Fondo Monetario Internacional (FMI) celebrada el pasado fin de semana en Washington, en la que el Ejecutivo de Mariano Rajoy constató "una valoración mucho más positiva" de lo que se está haciendo en España.

Los contactos se celebraron el mismo día en que el Banco de España confirmó la entrada en recesión de la economía española, con una caída del 0,4 % en los tres primeros meses del año y un nuevo incremento del desempleo, que sitúa la tasa media en casi el 24 %. Las mismas fuentes precisaron que la expropiación a Repsol de la petrolera YPF anunciada la semana pasada por el Gobierno argentino "no se ha mencionado" en ninguna de las cuatro reuniones a puerta cerrada con pequeños grupos de inversores en la Gran Manzana.

A finales de febrero De Guindos ya se desplazó a Nueva York para reunirse con más de un centenar de inversores, ocasión en la que dijo haber constatado un "cambio de percepción" sobre España porque consideran que se están dando pasos "en la dirección correcta". Entonces el ministro se entrevistó a solas con el multimillonario John Paulson, máximo responsable de la gestora de fondos de alto riesgo J Paulson & Co, y los consejeros delegados de Goldman Sachs y Citigroup, Lloyd Blankfein y Vikram Pandit, entre otros.

De Guindos también ha viajado previamente a Londres para explicar a los inversores las líneas maestras de las tres grandes reformas económicas aprobadas por el Gobierno, y en marzo se trasladó a China para reunirse con inversores y miembros del Gobierno del país asiático. El ministro español de Economía y Competitividad también se reunió la semana pasada con inversores franceses en París y días más tarde con alemanes en Fráncfort y Düsseldorf, además de entrevistarse con el presidente del BCE, Mario Draghi.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento