Además, Pavón ha reiterado el rechazo de su partido a que la citada planta alicantina reciba residuos de otros municipios, tal y como estudia autorizar el Ayuntamiento de Alicante a través de la adjudicación de una nueva contrata de basuras que entraría en funcionamiento a partir del próximo mes de octubre, aproximadamente.

El portavoz de EU ha basado sus sospechas en la falta de respuesta a una pregunta de su grupo planteada al concejal de Atención Urbana, Andrés Llorens, en un pleno municipal celebrado el pasado 30 de marzo, para conocer las toneladas de residuos vertidas en cada una de las actuales cuatro celdas de la planta de Fontcalent.

Según Pavón, Llorens no facilitó esos datos, y se limitó a informar sobre los residuos que todavía podrían verterse en las dos celdas —3 y 4— que según el equipo de gobierno del PP aún pueden recibir basuras, y cuyas estimaciones —ha continuado el edil de EU— ascienden a 372.540 toneladas en la celda 3, y 1.270.000 en la celda 4.

La formación de izquierdas ha alertado de que la celda 3 pueda estar colmatada y ha puesto en duda la supuesta capacidad de la 4 planteada por los 'populares' —1,27 millones de toneladas—, cuando, tal y como ha explicado Pavón, la nueva autorización ambiental integrada que permite la construcción de una quinta celda para más de 1,8 millones de toneladas adicionales establece para la cuarta celda una capacidad máxima de 728.451 toneladas.

Plan zonal xvi

Igualmente, ha reiterado de nuevo su rechazo frontal a que la planta reciba residuos de otros municipios, y a que el Ayuntamiento de Alicante "haga caja con basuras ajenas al plan zonal XVI, cuando ni siquiera es capaz de gestionar adecuadamente los residuos de la propia ciudad, que acaban de forma masiva en el vertedero en lugar de fomentarse su reducción en origen, reutilización y reciclaje".

Además, ha mostrado su oposición a la intención del PP de volver a licitar la contrata de limpieza y residuos por su "carácter ruinoso para las arcas municipales", y ha propuesto "su gestión directa para ahorrar al menos un 25 por ciento del dinero que se lleva actualmente la mercantil Inusa, es decir, 10 de los 40 millones que anualmente recibe del Ayuntamiento".

Por último, Pavón ha denunciado que no ha recibido "ningún tipo" de contestación por parte de Llorens "seis meses después de solicitar de nuevo una copia del informe de la Universidad de Alicante sobre el impacto ambiental y los malos olores de la planta" de Fontcalent y "un informe sobre el incendio que sufrió en octubre de 2011".

Consulta aquí más noticias de Alicante.