La concejal del Grupo Municipal Socialista en el Ayuntamiento de Murcia, Susana Hernández, ha calificado de "vergonzoso y penoso" que una ciudad como Murcia, séptima ciudad más grande del país, "mantenga durante cuatro meses bibliotecas cerradas a cal y canto o funcionando a medio gas y a cientos de usuarios sin poder acceder a este servicio".

Se trata de las bibliotecas de Espinardo, El Puntal, Javalí Nuevo, o las de Sangonera La Verde, El Raal, La Ñora, San Basilio, Santiago El Mayor y Guadalupe, que "abren menos horas o días".

"A la grave irresponsabilidad del PP, que en su día no hizo nada por mantener los horarios y la atención en la red de bibliotecas, a pesar de saber desde hacia meses la mala situación que atravesaba la empresa encargada de su gestión, se une la falta de palabra de la concejal responsable, María Dolores Sánchez, que en el pleno de enero aseguró que ya estaba solucionando el problema por vía urgente", ha lamentado la edil.

Tras lo que ha recordado que "han pasado cuatro meses desde esas declaraciones, el curso escolar se ha reanudado tras las vacaciones de abril, y las bibliotecas se mantienen cerradas".

En este sentido, Hernández recuerda que "esta grave demora sigue perjudicando a cientos de usuarios de este servicio y a los trabajadores afectados, todo ello debido a la mala gestión con la que el PP ha gestionado desde el principio este asunto".

Consulta aquí más noticias de Murcia.