Tres acusados de intentar vender secretos de Coca Cola a Pepsi
Reuters Reuters

Los tres individuos, entre ellos una ayudante administrativa de un ejecutivo de Coca-Cola, fueron acusados de fraude y de robo y venta de secretos industriales. Los fiscales dijeron que el trío preveía vender los datos por 1,5 millón de dólares.

Los demandantes dijeron que tuvieron conocimiento de las acciones de los ladrones por Pepsi, que los entregó a las autoridades junto a una carta que revelaba que un empleado de alto nivel de Coca-Cola les ofrecía 'información muy detallada y confidencial'.

'Unicamente hicimos lo que cualquier compañía responsable haría. La competencia puede ser feroz, pero también necesita ser justa', dijo el portavoz de Pepsi, Dave DeCecco.

Tras recibir la información de Pepsi, Coca Cola alertó al FBI, que empezó una operación secreta.

'Este abuso de confianza es difícil de aceptar, pero subraya la responsabilidad de que tenemos que permanecer vigilantes para proteger nuestros secretos comerciales', dijo Neville Isdell, director y presidente de Coca Cola, la mayor compañía mundial de refrescos en una comunicación a sus empleados.

Isdell añadió que ninguna información personal de sus empleados estaba en peligro y afirmó que se le ordenó revisar las políticas de protección de información de Coca Cola. También expresó su 'sincero agradecimiento' a PepsiCo, la segunda mayor compañía mundial de refrescos, por alertar de la situación.

El portavoz de Coca Cola Ben Deutsch dijo que la fórmula cuidadosamente resguardada de la tradicional bebida Coca-Cola Classic estaba a salvo. Agregó que no estaba al tanto de ningún otro problema de seguridad similar en la compañía que involucrara una investigación federal.

/Por Anupama Chandrasekaran/.*.