El consejero de Educación del Gobierno de Navarra, José Iribas, ha afirmado que con la aplicación de las medidas anunciadas este lunes por el ministro de Educación "jamás se van a producir despidos" de profesores en la Comunidad foral pero ha añadido que "lo que se producirían es no contrataciones de interinos".

Preguntado por la estimación de 600 despidos de profesores en Navarra realizada por los sindicatos, el consejero ha señalado que "es verdad que se va a producir una disminución de la necesidad de contratación de personal interino docente", pero ha señalado que "en estos momentos" no puede "dar cifras".

"No se han podido hacer aún los cálculos, ni mucho menos. Hasta que no tengamos los datos concretos, también será difícil hilar fino. Normalmente, cuando se han dado cifras se han dado mal calculadas por parte de quienes no estaban controlando esos datos", ha defendido.

En cuanto a la aplicación de las medidas en Navarra, Iribas ha afirmado que la Comunidad foral "va a cumplir, lógicamente, lo que sean competencias estatales de obligado cumplimiento a través de la legislación básica". A partir de ahí, ha añadido, "se han planteado una serie de propuestas que aún no están redactadas y algunas no están cerradas, según comentó ayer el ministro".

"En principio, la legislación básica afecta a las reformas más relevantes, pero en algunos casos el hecho de que sea básica no significa que sea imperativa, sino que permite una flexibilidad", ha explicado.

En este sentido, ha expuesto que "Navarra va a analizar en todo su detalle la ley y defenderá su Fuero, su Amejoramiento y sus competencias". Así, ha insistido que "es importante en una Comunidad que sabe autogobernarse utilizar las herramientas que tengamos para que esa calidad educativa no sólo se intente mantener, sino impulsar, para lo que es fundamental la máxima implicación y conjunción de esfuerzos por parte de todos los que estamos preocupados por este servicio".

Preguntado por las medidas que podrían no aplicarse en Navarra, Iribas ha señalado que el Gobierno foral "no quiere posponer determinadas puestas en práctica de ciclos en FP", ya que ha realizado "una apuesta decidida por la FP". En ese ámbito, ha destacado, "vamos a seguir a nuestro ritmo". Asimismo, ha señalado que también trabajará en las sustituciones "como hasta ahora", analizando "caso por caso".

"garantizar la calidad"

Por otra parte, el consejero ha mostrado su voluntad de "garantizar que estas medidas temporales se adopten garantizando en todo momento que por parte del Gobierno de Navarra se van a facilitar los apoyos que sean necesarios para que en el marco de la legislación vigente garanticemos la calidad que merece nuestro alumnado".

En cuanto al aumento de la ratio de alumnos por aula hasta el 20 por ciento, Iribas ha indicado que esta medida "no quiere decir que en cada aula se vaya a producir ese incremento, porque va a haber muchos centros donde no se van a dar ni siquiera los máximos que se permiten con la legislación vigente".

Además, se ha referido al aumento de horas lectivas y ha destacado que "en Navarra pasarían de 18 a 20 en el caso de Secundaria y de 23 a 25 en Primaria, sabiendo que es una situación que nos trasladan como temporal". "Si bien estos profesores tienen que dar esas horas, queremos que cuenten con apoyo suficiente para que no se merme la calidad educativa de nuestro alumnado", ha defendido.

Finalmente, Iribas ha asegurado que su departamento va a "mantener" y a "impulsar" la comunicación con "todos los agentes afectados por estas medidas, con el profesorado, con sus representantes en la Mesa Sectorial, con los representantes de los equipos directivos, y con las familias y sus asociaciones".

"Nos vamos a preocupar por algo que para el Gobierno de Navarra en su conjunto es esencial: garantizar la calidad del servicio educativo sin perjuicio de que durante estas medidas temporales debamos cumplir la ley", ha concluido.

Consulta aquí más noticias de Navarra.