La Fundación del Patrimonio Histórico ha recibido 59 solicitudes en la 9ª convocatoria de sus becas de investigación sobre patrimonio cultural, que abarca un periodo de dos años, 2012-2014, lo que la convierte en la edición más concurrida de toda su trayectoria.

Por universidades, la mayoría de las solicitudes procede de Valladolid (36 solicitudes, 61 por ciento), seguida de Salamanca (once solicitudes, 18,6 por ciento), León con ocho (13,5 por ciento) y Burgos con tres (cinco por ciento).

Hay una más, remitida desde el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC), con temática relacionada con León, según informaron a Europa Press fuentes de la Fundación.

La mayor parte de los candidatos son historiadores, aunque también destaca el grupo de propuestas de arquitectos; otros solicitantes presentan licenciaturas como ingeniería geológica o forestal, filología hispánica, pedagogía, documentación, comunicación audiovisual, bellas artes y ciencias de la música.

Respecto a las temáticas, predominan las propuestas de estudio historiográfico o artístico de bienes concretos o conjuntos de bienes desde perspectivas estilísticas, cronológicas o tipológicas como el patrimonio de localidades concretas, retablos o templos determinados, la imaginería procesional, la iconografía teresiana, escultura renacentista, torres medievales o pintura mural.

Se han presentado, asimismo, propuestas de temas arqueológicos: minería romana del oro, orfebrería, poblamiento tardoantiguo, mundo dolménico, yacimientos del Neolítico-Edad del Bronce, rituales funerarios, arte paleolítico, algunos enfocados desde el punto de vista turístico, analíticas de laboratorio, de cariz etnológico o hacia la creación de herramientas o modelos informáticos que faciliten su estudio.

La cuantía total de las tres becas de esta convocatoria suma 72.000 euros y hasta el momento, 54 investigadores se han beneficiado de las Becas de la Fundación del Patrimonio Histórico, que se conceden por un periodo de dos años que puede prorrogarse, según el caso, en un año más, como máximo.

Pueden optar a ellas los licenciados no doctores de cualquier universidad de Castilla y León o los licenciados procedentes de universidades de otras comunidades que estén matriculados en cursos de especialización o doctorado en cualquiera de las universidades de Castilla y León.

Por sexto año consecutivo, la empresa Cabero Edificaciones aporta 12.000 euros para una de estas becas, que se asignará específicamente al trabajo sobre tratamientos y materiales tradicionales en restauración arquitectónica, sistemas de recuperación, intervención y comportamiento de materiales, objetos y estructuras en distintos tipos de bienes, o métodos analíticos o tecnológicos relacionados con esta materia.

Los nuevos investigadores de la Fundación del Patrimonio contarán con una suscripción gratuita la Tarjeta de Amigos del Patrimonio en vigencia de su beca, una iniciativa que facilita el mecenazgo de los ciudadanos, a través de su apoyo a la labor de restauración, conservación y difusión cultural, que lleva a cabo la FPH.

Consulta aquí más noticias de Valladolid.