El PSOE-A ha acusado este lunes al Gobierno de la Nación de poner a Andalucía en "el punto de mira" de la "confrontación, el ataque y el enfrentamiento" y ha pedido al presidente del PP-A, Javier Arenas, que ya ha anunciado su intención de mantener "su sillón" al frente de esa formación, que rompa de una vez "su silencio" para defender a esta tierra.

La secretaria de Organización del PSOE-A, Susana Díaz, ha lamentado en rueda de prensa que los "ataques" a Andalucía por parte del Gobierno de Rajoy durante la campaña de las elecciones autonómicas por motivos electorales hayan continuado, cuando ello es una "grave irresponsabilidad" en un momento tan delicado como el que está viviendo España.

Ha advertido de que "atacar" a Andalucía supone poner en riesgo "el valor de la marca España", que ahora es lo más importante preservar. Por ello, ha insistido en demandar al Gobierno de la Nación que retomen los consensos y acuerdos que preservan el "valor España", mediante el diálogo con las comunidades autónomas, con los partidos políticos y con los empresarios y sindicatos de este país.

"El castigo a Andalucía tras el 25 de marzo hace pensar que el Gobierno no ha tomado aún conciencia de lo delicado de la situación y de que atacar a Andalucía es poner en riesgo el valor de la marca España", ha apuntado.

Díaz ha recalcado que la estrategia de "hostigamiento" del Gobierno del PP hacia Andalucía ha elevado su tensión tras el 25 de marzo y que incluso se intenta "imponer con la fuerza" lo que los populares no consiguieron en las urnas.

Susana Díaz ha lamentado que esta haya sido la respuesta del Ejecutivo de Mariano Rajoy a la oferta de "lealtad institucional" del presidente de la Junta, José Antonio Griñán, desde el primer minuto.

Ha lamentado últimos episodios como el de las "falsas acusaciones" en relación con la transparencia de las cuentas andaluzas y la "amenaza velada" de intervención estatal. A ello se suma, según ha relatado, unos Presupuestos Generales del Estado que no cumplen con el Estatuto de Autonomía, el "boicot" a la subasta de medicamentos, los "ataques" a la sanidad andaluza o el recorte de 70 millones en los fondos de ayuda a la Dependencia.

Susana Díaz ha recalcado que lo que interesa a España en estos momentos no es la "confrontación" entre territorios, sino el diálogo y la búsqueda de consenso y unidad.

Arenas permanece "mudo"

Ha lamentado que frente a los "ataques" del Gobierno central, Javier Arenas permanezca mudo y solo se dedique a hablar de que mantendrá "su sillón en el PP-A y de acumular cargos en el Parlamento"

"Me gustaría que Arenas rompiera su silencio para defender a los andaluces", según la número dos del PSOE-A, para quien el presidente del PP-A es "sinónimo de deslealtad" con este tierra.

De cara a la conferencia sectorial de educación que se celebra esta tarde, ha pedido a Arenas que transmita a sus compañeros de partido cuáles fueron sus compromisos durante la campaña electoral: que recortaría en todo menos en educación, sanidad y servicios sociales; que promovería un pacto para blindar la financiación pública educativa, y que crearía 60.000 nuevas plazas de guardería en esta comunidad, según ha expuesto Díaz echando mano de la hemeroteca.

Para la dirigente socialista, la confianza ciudadana en el Gobierno de Mariano Rajoy "no ha durado ni cien días" y hoy, seis de cada diez españoles, desaprueban su gestión, y siete de cada diez, desconfía del presidente.

Consulta aquí más noticias de Sevilla.