Hugo Chávez
Hugo Chávez, a su llegada al aeropuerto de la ciudad de Barinas. Palacio de Miraflores / Efe

El presidente de Venezuela, Hugo Chávez, ha regresado directamente a su ciudad natal de Barinas tras permanecer cuatro días en Cuba, donde fue sometido a una segunda fase de la radioterapia tras ser operado en la isla en febrero de un nuevo tumor canceroso.

"Llegando por Barinas, por la cuna, con la vieja, con el viejo", declaró Chavez, quien fue recibido con un caluroso abrazo de su madre, Elena Frías, así como por su padre, Hugo de los Reyes Chávez, sus hermanos, su hija María Gabriela, y ministros y funcionarios de su Administración.

El cuerpo lo ha asimilado bien, todos los éxámenes son positivos El gobernante, de 57 años, destacó a los pies de la escalerilla del avión presidencial, en unas declaraciones retransmitidas en cadena nacional obligatoria de radio televisión, que hasta ahora "y afortunadamente" no ha tenido "ninguna reacción adversa" al tratamiento de radioterapia.

"El cuerpo lo ha asimilado bien", dijo y añadió que "todos los exámenes" a los que se ha sometido esta semana arrojaron "resultados positivos".

Señaló que el proceso postoperatorio ha sido "exitoso" y destacó que así lo confirma el hecho de que el tratamiento de radioterapia comenzara antes de cumplirse un mes de la tercera cirugía a la que fue sometido en diez meses, todas en Cuba.

Agradeció de ello a Dios y remarcó que se encuentra "aferrado a la vida".

También recordó que este mes se cumplirán diez años del golpe de Estado que logró derrocarlo durante dos días el 11 de abril de 2002 y que la contraofensiva de fuerzas leales será recordada por todo lo alto.

"Hay que conmemorarla con todo", insistió y anunció que habrán actos militares y populares de festejo porque "nunca antes un golpe apoyado por los yanquis" (Estados Unidos) había fracasado en la región.

"Bastaron 48 horas" para que la contraofensiva del "pueblo y de los soldados verdaderos" neutralizara la intentona del 11 de abril de 2002, cuando entonces llevaba tres años en el poder.

Chávez también aludió brevemente a las elecciones presidenciales que el próximo 7 de octubre decidirán el período 2013-2019 y volvió a augurar su reelección para hacer "irreversible la revolución socialista" que dice liderar.