El consejero de Medio Ambiente, Ordenación del Territorio y Urbanismo, Javier Fernández (PP), ha afirmado este miércoles que el urbanismo del pasado va a ser "una hipoteca para Cantabria", por lo que ha instado a mirarlo con perspectivas de futuro.

"El urbanismo en esta región hay que verlo con perspectivas de futuro y eliminar ese pasado que va a ser una hipoteca para nuestra región y que es un pasado tétrico", ha manifestado.

Una visión con perspectivas de futuro tanto del urbanismo como de la Ley del Suelo en la que ha insistido porque ha declarado que si éstas se observan desde el pasado "la situación es tan dantesca, tan triste, tan desoladora, tan demoledora que nos entrarían ganas de salir corriendo".

El consejero se ha pronunciado en una Comisión de Medio Ambiente, Ordenación del Territorio y Urbanismo que se ha celebrado en el Parlamento, a la que ha acudido para responder dos preguntas del diputado regionalista y anterior consejero de Ordenación del Territorio, José María Mazón, sobre las previsiones y proyectos del Gobierno en la delimitación del suelo urbano en Udías.

Al respecto, Fernández ha explicado que el Gobierno regional no tiene ninguna previsión sobre el citado proyecto ya que se está trabajando en un nuevo Plan General de Ordenación Urbana del municipio, con lo que el primero decaería.

Además, ha dicho que su departamento está haciendo "lo mismo" que hizo anteriormente el de Mazón, esperar a que concluya el contencioso sobre los terrenos, que el Gobierno ha decidido continuar cuando podría plantearse un desistimiento. También ha acusado a su antecesor de mantener "una auténtica persecución" sobre el alcalde de Udías, Fernando Fernández (PP), un "empecinamiento injusto e ilegal" cuando el regionalista consideraba una carretera algo que no lo es, a juicio del consejero, y todo con el fin de "perjudicar" al regidor.

Consulta aquí más noticias de Cantabria.