Las buenas notas puntuarán más el próximo año para entrar en el Bachillerato madrileño

  • La Comunidad incorpora por primera vez este criterio, que da 10 puntos a alumnos con un sobresaliente en 4.º de la ESO.
  • Se valora por encima de la proximidad o la renta.
  • Desde UGT y Adimad se cree que persigue crear "centros de élite".
Un alumno toma notas en un instituto.
Un alumno toma notas en un instituto.
Jorge París/ARCHIVO

Los alumnos que el próximo curso se matriculen en Bachillerato en cualquier instituto público de la comunidad de Madrid y que tengan calificaciones brillantes en 4.º de la ESO se beneficiarán  por primera vez en la historia  de un nuevo sistema de baremación aprobado por la Consejería de Educación y en el que la nota será lo que más puntuará, hasta 10 puntos, por encima de otros criterios como renta o proximidad. Los que tengan expedientes más modestos –de bien a notable – tendrán que conformarse con 4 puntos y los de suficiente no sumarán nada.

Con la incorporación del expediente académico al baremo de puntos, Aguirre extiende la idea del Bachillerato de Excelencia –estrenado este curso de forma experimental en el instituto San Mateo– a todos los demás, ya que en 2012-2013 los alumnos podrán elegir libremente el centro que quieran para hacer el Bachillerato y su nota será determinante para obtener plaza en los centros más prestigiosos.

De hecho, tal y como denuncian desde la Federación de Enseñanza de UGT y desde la FAPA Giner de los Ríos, la nota se ha incorporado como "criterio prioritario" y no solo de "desempate", tal y como ocurría hasta la fecha.

Zona única educativa

Ante esta modificación sustancial que beneficia a los estudiantes con mejores notas, Educación explicó este lunes a este diario que "el cambio en el baremo relativo a la admisión en Bachillerato es por recomendación del Consejo Consultivo de la Comunidad, que indica que debe incluirse la valoración del expediente académico como un criterio prioritario para el acceso al Bachillerato y califica este aspecto como esencial", dijeron.

Por ello, Educación dio a conocer el pasado 8 de febrero los nuevos criterios de admisión de alumnos en los centros públicos, con los que se materializaba la zona única educativa y la libre elección de centro, pero obvió hablar del criterio de nota que incorporaba para puntuar en Bachillerato.

La Comunidad explicó entonces que el criterio de proximidad se flexibilizaba y todos los madrileños sumarían puntos por vivir en la región: 4 los que pidieran un colegio o instituto de su zona de influencia y 2 puntos el resto. Además, la renta computaría solo para los receptores de la Renta Mínima de Inserción y las alergias se excluían.

Como novedad, las autoridades educativas solo señalaron el criterio de antiguo alumno y el de hermanos en el centro, que subía de los 4 a los 8 puntos.

"Es un exceso de puntuación en detrimento del resto del baremo y que persigue crear centros de élite con los mejores", valoran desde la Asociación de Directores de Institutos de la región (Adimad). Algo en lo que coinciden desde UGT, para quienes los nuevos baremos son un intento por "segregar por renta y capacidades a los alumnos".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento