La empresa salmantina Jamones Aljomar se ha marcado como objetivo llegar a más de 30 países entre los años 2012 y 2013 y obtener este mismo año la homologación de sus productos ibéricos en Estados Unidos, México y Brasil.

Para ello y según ha informado la industria salmantina en un comunicado recogido por Europa Press, Jamones Aljomar está llevando a cabo en la actualidad un "intenso trabajo" para lograr la máxima expansión de sus productos ibéricos, "una estrategia especialmente motivada por su continuo interés en la apertura de nuevos mercados y por su vocación innata de promover la cultura del ibérico en todo el mundo".

Según los cálculos de la empresa, en el periodo 2012-2013 Jamones Aljomar estará en disposición de introducirse en 30 países de Europa, América, Asia y África, "lo que supondrá que el 15-20 por ciento de la facturación se realizará en mercados internacionales".

En concreto, el objetivo "prioritario" de la marca en estos momentos pasa por obtener la homologación para la distribución en Estados Unidos para lo que ha realizado "una importante inversión estratégica y tecnología" para hacer frente al "alto nivel de exigencia" del país.

"Como consecuencia del arduo camino recorrido en los últimos meses, los productos de Jamones Aljomar recibirán muy pronto el visto bueno para su consumo entre el público estadounidense", han adelantado las mismas fuentes, que han asegurado que los procesos de homologación para México y Brasil están "muy avanzados" a la espera de que concluyan también este año.

Homologación para argentina

Las mismas fuentes han recordado que hace unos meses y después de estar incluida en la 'Lista Marco de Establecimientos Registrados para la Exportación de Carne y Productos Cárnicos', esta empresa salmantina ha sido homologada para la distribución de su "amplia gama de ibéricos" en Argentina.

Hasta la fecha, la gama de ibéricos de la marca está "perfectamente" instalada en los hábitos de comercialización y consumo de Alemania, Francia, Suiza, Italia, Inglaterra, Bélgica y Holanda. Además, a través del Matadero Frigorífico Navazo, integrado en el Grupo Aljomar, los productos también están homologados en Japón, Corea, Vietnam, Singapur, Sudáfrica, Rusia, Argentina, México, Perú, Brasil y China.

"Precisamente, en este último país asiático ya se han introducido con éxito diversos productos del catálogo de Aljomar, por lo que se prevé que la comercialización pueda incrementarse en los próximos meses", han augurado desde la firma salmantina.

Jamones Aljomar ha reconocido que el esfuerzo realizado por la empresa para la internacionalización exige un "alto grado de profesionalización" en los diferentes procesos de producción, "ya que los productos deben adecuarse a muy distintos requerimientos y demandas de los países receptores".

En esta línea, han apuntado, es "especialmente importante" asumir legislaciones muy diversas "y, al mismo tiempo, abordar numerosas exigencias sanitarias y controles de trazabilidad".

Jamones Aljomar S.A. es una empresa familiar creada en 1992 por Alfonso Sánchez Bernal y su esposa, María del Carmen Sánchez Álvarez. Según han relatado las mismas fuentes, durante estos 20 años ha evolucionado y crecido a través de una cadena de trabajo basada en la calidad, la responsabilidad, el esfuerzo y el "exquisito cuidado" en la relación con su amplia cartera de clientes.

Adscrita al sello de calidad Tierra de Sanor, la firma salmantina comercializa productos ibéricos a través una "extensa red de distribuidores" que ponen en el mercado jamón ibérico de bellota, paleta y embutidos.

Consulta aquí más noticias de Salamanca.