Multas por error y carteles liosos en las áreas de tráfico restringido

  • Vecinos de Lavapiés y Cortes reciben sanciones porque el sistema no los registra.
  • Son fallos puntuales, pero les obliga a alegar.
  • "Me multaban por entrar en mi barrio; casi 3.000 euros", declara un afectado.
Accesos al Área de Prioridad Residencial de Embajadores, en el cruce con la calle Tribulete.
Accesos al Área de Prioridad Residencial de Embajadores, en el cruce con la calle Tribulete.
JORGE PARÍS

Las Áreas de Prioridad Residencial de Embajadores (Lavapiés), Las Letras y Cortes se idearon para restringir el tráfico en esos barrios céntricos. Solo pueden circular por allí los residentes, los clientes de hoteles y parkings, los vehículos con autorización y los de carga y descarga. El resto se arriesgan a ser cazados por las cámaras y recibir una multa de 90 euros. Sin embargo, en ocasiones, el sistema comete fallos y sanciona a quien no debe.

En los últimos meses, "decenas de residentes y vehículos autorizados han recibido multas por error", según las denuncias registradas por las asociaciones de vecinos de La Corrala y Las Letras, y por colectivos de conductores, como Automovilistas Europeos Asociados (AEA) y el Comisariado Europeo del Automóvil (CEA).

El Ayuntamiento de Madrid reconoce que "se puede dar algún caso de errores informáticos en el registro de las matrículas", aunque matiza que "son puntuales", según fuentes del área de Medio Ambiente, Movilidad y Seguridad. Sin embargo, se niegan a facilitar el porcentaje de errores o el número de ciudadanos que han reclamado.

Uno de esos vecinos afectados en Embajadores es Nicolás, que comunicó su problema a 20 minutos. Hace un mes empezaron a llegarle multas a su domicilio por entrar en el Área de Prioridad Residencial de su barrio. "He recibido más de 30 sanciones, había días que tenía cuatro o cinco en el buzón. Si tuviera que pagarlas serían casi 3.000 euros", cuenta.

En las denuncias le acusaban de acceder al área restringida sin la autorización pertinente. Sin embargo, no es cierto: las multas se refieren al periodo comprendido entre noviembre y finales de diciembre, pero en esa época él ya tenía la tarjeta verde de residente del SER (que le da derecho a circular por el área). "Me multaban de forma injusta cada vez que entraba en mi barrio para llegar a mi casa. Y yo sin saberlo", se queja.

Tras analizar las alegaciones de Nicolás, el Ayuntamiento admite el fallo: "Ha habido una falta de comunicación entre el departamento de tarjetas del SER y el de las cámaras. Esta persona tenía todo en regla, pero el SER no había incluido su matrícula en la base de datos. Al cruzar los datos, las cámaras no lo reconocían como residente", explica una portavoz de Movilidad. "Se le quitarán todas las multas atribuibles a ese error", asegura.

Si alegan, se retira la multa

Los vecinos reconocen que el Ayuntamiento les retira la sanción cuando presentan alegaciones, aunque se quejan por las molestias causadas. "No es intencionado, son errores que se solucionan aportando pruebas. Pero es un engorro tener que hacer papeleos y acudir a la oficina municipal por un defecto en su sistema", apunta Manuel Osuna, presidente de La Corrala, asociación vecinal de Lavapiés. "Yo lo he vivido en mis propias carnes y cabrea bastante. A mi mujer le han llegado varias multas por ese motivo", apunta Osuna.

También se ha sancionado erróneamente a conductores que entran al área restringida para dejar su coche en hoteles o parkings públicos. En estos casos, el fallo es imputable a los propios negocios, que deben notificar las matrículas de sus clientes para que el Ayuntamiento los registre.

Por otro lado, los conductores critican que los carteles son confusos y contienen excesiva información, lo que provoca que muchos usuarios se cuelen en el área por despiste. "Todos estos problemas se solucionarían si se impidiera el acceso con bolardos mecánicos, que se bajaran solo mediante una tarjeta de identificación, como ocurre en la mayoría de ciudades", propone Mario Arnaldo, presidente de AEA.

Nuevas zonas en Ópera y Justicia

El Plan de Calidad del Aire del Ayuntamiento (aprobado recientemente) contempla la habilitación de tres nuevas áreas de prioridad residencial en el centro: en los barrios de Justicia (Malasaña, Chueca y las Salesas), Universidad (entorno de San Bernardo) y los alrededores de Ópera. Sin embargo, no se empezarán a instalar hasta 2013. El objetivo es "restringir el tráfico en el centro, disminuir la contaminación, reducir los ruidos y facilitar el aparcamiento de los residentes".

  • <p>Señal de tráfico.</p>Acceso libre. A las áreas pueden entrar residentes, transportes públicos (taxis y buses), motos (de 7.00 a 22.00 h), vehículos de emergencias y trabajadores de carga y descarga (en días laborables de 10.00 a 13.00 h).
  • Residentes. Tienen esta consideración los vecinos del barrio con tarjeta verde del SER. Los que aparcan en garajes (y no necesitan la tarjeta verde) deben pedir una autorización especial en la Oficina de Atención al Ciudadano. Los que dejan de tener la tarjeta también deben notificarlo.
  • Parkings y hoteles. Se permite entrar a las personas que vayan directas a un parking público o se hospeden en un hotel. En estos casos, los titulares de los negocios deben solicitar el alta de sus clientes comunicando las matrículas al Ayuntamiento.
  • Autorización. Pueden pedir una autorización especial los acompañantes de discapacitados y los regentes de comercios. El que entre para una urgencia debe justificarla antes de pasadas 48 horas.
  • Alegaciones. Quien considere que le han multado por error debe acudir a la Oficina de Atención al Ciudadano con la denuncia y la tarjeta del SER o la autorización.

Dinos...

si eres residente y has recibido multas por error

Escríbenos a zona20@20minutos.es

Mostrar comentarios

Códigos Descuento