El posible caso de fiebre hemorrágica sufrido por un paciente del Hospital Universitario Virgen de La Arrixaca, que falleció a consecuencia de un fallo multiorgánico, "activó desde el primer momento todo el operativo previsto para este tipo de cuadros clínicos, unos protocolos que desde Sanidad mantenemos activados a la vez que se sigue investigando el caso en La Arrixaca y en el servicio de Epidemiología de Salud Pública", según explicó el director general de Salud Pública, Francisco García.

García Ruiz aseveró que "también se establecieron todas las medidas de prevención para los profesionales del hospital, que se mantienen activadas siguiendo las recomendaciones de los epidemiólogos", según informaron fuentes del Gobierno regional en un comunicado.

El director general añadió que "se ha realizado la investigación de contactos, en coordinación absoluta con el equipo del Hospital Virgen de La Arrixaca". El director general precisó que "todas las medidas son preventivas y las mantenemos aunque los primeros análisis han descartado fiebres hemorrágicas con elevados índices de contagio".

El jefe del servicio de Medicina Tropical y del servicio de Microbiología de la Arrixaca, el doctor Manuel Segovia, cuyo equipo atendió el caso, indicó que el paciente, un hombre de 38 años de origen nigeriano, ingresó el viernes por la tarde en el centro hospitalario aquejado de un dolor intestinal, y que dos días más tarde comenzó a mostrar síntomas de fiebre hemorrágica.

Por ello, se activaron todos los protocolos establecidos para un posible caso de arenavirus, ya que el paciente había compartido comida de origen nigeriano con personas que habían estado recientemente en este país, donde en estos momentos hay una epidemia de fiebre de Lassa.

El Servicio de Medicina Tropical y la dirección médica del hospital actuaron, desde el primer instante, en coordinación con la Consejería de Sanidad y Política Social, la Dirección General de Salud Pública y el Servicio de Epidemiología, así como con el Centro Nacional de Microbiología de Majadahonda (Madrid), al que también se han remitido muestras del paciente con el fin de determinar el posible origen de este cuadro clínico. También se informó al Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad desde el primer momento, como indica el protocolo.

El director general de Salud Pública resaltó el valor del Laboratorio de nivel 3 de Bioseguridad del hospital Virgen de La Arrixaca y del propio servicio de Medicina Tropical, con profesionales "de gran experiencia en este tipo de casos".

Negativo para fiebre de lassa

Los primeros estudios de las muestras realizadas en el Laboratorio de Bioseguridad dieron negativo para paludismo y malaria, y posteriormente también fue descartada la fiebre hemorrágica por el virus de Lassa, tras el estudio de las muestras en el laboratorio de Majadahonda.

No obstante, las investigaciones, tanto en La Arrixaca como en el Centro Nacional de Microbiología, "van a continuar para esclarecer, si es posible finalmente, la causa real del fallecimiento de este paciente", remarcó García Ruiz, quien añadió que "sin embargo, es necesario mantener activados los protocolos y permanecer alerta".

Otro paciente, también de origen nigeriano, y con contacto previo con el primer paciente, acudió al hospital con dolor intestinal. Dentro del protocolo se le atendió e ingresó para mantenerlo en observación. El paciente ha evolucionado bien. Aún así, y por motivos de prevención, permanece aislado y en observación.

Consulta aquí más noticias de Murcia.