El Ayuntamiento de Logroño planteará a la Sociedad de Integración del Ferrocarril el uso para la estación del soterramiento de las 313 plazas que aún son de propiedad municipal en el estacionamiento subterráneo de Marqués de Larios, lo que supondría que no se construiría el parking previsto "y un ahorro de 12 millones de euros, que tendrían un buen destino en la futura estación de autobuses".

Así lo ha avanzado este jueves el concejal de Desarrollo Urbano, Pedro Sáez Rojo, quien, junto a la directora general de Contratación Centralizada y Patrimonio del Gobierno regional, Angela Carnicero, ha dado cuenta de los asuntos abordados en la comisión de seguimiento de la urbanización de la zona este del PERI Ferrocarril.

"Se han hecho avances importantes", ha afirmado Saéz Rojo, quien ha recordado que el entorno afectado es, "dentro de la Fase I, lo comprendido entre Avenida de Colón y la calle Eliseo Pinedo, incluso la prolongación hasta la calle Piqueras".

Por eso, ha señalado que "una vez finalizadas las obras del cajón del tren y la estación, toca el turno de las obras de urbanización que van a suponer la transformación de la ciudad, a través de la conectividad de dos zonas tradicionalmente separadas, como son Cascajos y Lobete".

Así, la primera actuación que se va a tomar será, el próximo 10 de febrero, la apertura del paso peatonal provisional en la prolongación de la calle Lope de Toledo, "que será sustituido en pocas semanas por la calle propiamente dicha", con una apertura que ha calculado "a finales de marzo".

Esta apertura de paso conllevará "el inicio de los trabajos de desmontaje de la pasarela provisional que ha servido para cruzar los últimos años", y que comenzarán, en concreto, el 16 de febrero. La fase posterior será "la nueva glorieta entre Eliseo Pinedo y Avenida de Lobete, que estará para abril o mayo, dependiendo de los trámites de expropiación de los terrenos afectados".

Luego, hacia el sur, se llevará adelante, más allá de la prolongación de Eliseo Pinedo, la intersección de esta vía con las calles Piquete y Pedregales, "unas obras relacionadas con el colector que pasa por la zona", y cuya apertura está prevista para mayo o junio. "Las aperturas -ha dicho el edil- serán progresivas".

Esta intersección se prolongará más adelante, ya de cara al mes de agosto, "hacia el este, para unirse con la calle Piqueras, en el enlace con el antiguo túnel, que estará más o menos a la altura del Chalet de Sabas". Esta obra finalizará "coincidiendo con el fin de las obras de ajardinamiento de la cubierta de la estación".

Más tiempo para vara de rey.

Por otro lado, Sáez Rojo ha señalado que la comisión acordó en su reunión prorrogar hasta el mes de abril la asistencia técnica para el proyecto de urbanización de la parte oeste de esta primera fase, correspondiente a "la zona más complicada", el paso subterráneo de Vara de Rey.

"Hay que realizar estudios en profundidad, sobre todo relacionados con el tráfico en este espacio, que presenta más complicaciones que otros, y, en especial, en lo que tiene que ver con el paso subterráneo y las calles adyacentes, siempre con la idea de tomar la mejor decisión", ha apuntado el concejal. ESTACIONAMIENTO.

Igualmente, Sáez Rojo ha detallado que, en el caso del estacionamiento, "cuya ejecución debería comenzar en las próximas semanas, una vez que se comience a desmontar las vías y la estación provisional", hay dos nuevas propuestas.

En primer lugar, "la idea es reducir a la mitad las 600 plazas inicialmente previstas". La segunda, que se presentará por parte del Ayuntamiento en el próximo Consejo de Administración de la Sociedad, en este trimestre, "que Adif use las 313 plazas de propiedad municipal de Marqués de Larios".

De este modo, "quizá ni siquiera hiciera falta construir el nuevo aparcamiento, aunque, para conectar el de Marqués de Larios habría que construir alguna infraestructura fácil, posible y no demasiado cara en la zona donde se prevé crear la futura rotonda entre Avenida de Colón y la calle Miguel Delibes".

Si este estacionamiento de 600 plazas no se llegase a construir, supondría un ahorro "de 12 millones de euros", para los que, en palabras de Sáez Rojo, "ya encontraríamos un buen destino, y uno de los mejores podría ser la construcción de la futura estación de autobuses".

Más obras.

Por lo demás, el concejal ha detallado que se lleva ya ejecutado un 70,87 por ciento de las obras de la primera fase, con un importe certificado de casi 86,5 millones de euros. No ha podido confirmar que estos trabajos se vayan a completar, según lo previsto, para agosto "precisamente por todos los cambios que estamos señalando en este momento".

Lo que sí ha adelantado es que, con la apertura de los nuevos pasos y de la estación, se están realizando algunos trabajos de desmontaje de la estación provisional -después de que se han retirado ya la catenaria principal y parte de las traviesas-, cuyos andenes comenzarán a demolerse el próximo lunes.

Por último, y con respecto a la Fase II, Sáez Rojo ha adelantado que "ya se ha confirmado que el proyecto está acabado, sólo que está en Madrid y no ha pasado aún a la Sociedad", aunque ha apuntado que "nuestra prioridad más importante es la estación de autobuses".

"Nuestro deseo es que se pueda licitar lo antes posible y con el menor tiempo posible entre ambas fases. Ahora, hay que ocuparse y preocuparse de la financiación, para lo que queremos continuar con el mismo modelo actual, que es positivo, y seguir con las enajenaciones de terrenos", ha finalizado.

Consulta aquí más noticias de La Rioja.