La Agencia de Protección Civil de la Junta de Castilla y León ha avisado del descenso de temperaturas que se prevé en toda la Comunidad en las próximas horas, situación que es probable que se prolongue en los próximos días, y que irá acompañada además por precipitaciones de nieve en zonas de montaña de las provincias de León, Palencia, Burgos y Soria.

De acuerdo con las predicciones de la Agencia de Protección Civil y la información transmitida por la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet), las temperaturas serán inferiores a los seis grados bajo cero durante la madrugada y las primeras horas de la mañana, en todas las provincias de Castilla y León, entre este jueves 2 y el domingo 5 de febrero.

Además, se prevén precipitaciones de nieve de hasta cinco centímetros de espesor en la Cordillera Cantábrica en las provincia de León, Palencia y Burgos y en el Sistema Ibérico, en las provincias de Burgos y Soria, al menos hasta el viernes 3 de febrero, informaron a Europa Press fuentes de la Consejería de Fomento y Medio Ambiente.

En el caso de la provincia de Burgos, podrían registrarse también precipitaciones de nieve en la zona norte y en el Condado de Treviño, en este caso acompañadas por rachas de viento de hasta 70 kilómetros por hora. RECOMENDACIONES

En consecuencia, la Agencia de Protección Civil desaconseja para las próximas horas la práctica de cualquier actividad al aire libre que implique la circulación o travesía por zonas de montaña.

Asimismo, se recuerda la importancia de revisar la instalación de los aparatos de calefacción de gas, teniendo especial cuidado en no obstruir ni tapar las rejillas de ventilación con ningún objeto, para prevenir de esa manera intoxicaciones por gas.

En caso de emprender viaje por carretera, Protección Civil subraya la importancia de informarse con anterioridad sobre el estado de las carreteras y de la previsión meteorológica, bien en los portales del Servicio de Emergencias de Castilla y León 112 o en el de Meteorología de la Junta de Castilla y León, así como efectuar, en la medida de lo posible, el desplazamiento en las horas de luz.

Además, es fundamental llenar el depósito de combustible, llevar ropa de abrigo, cadenas y un teléfono móvil con la batería cargada, e incluso prever la posibilidad de llevar algo de alimento en el vehículo, especialmente si se viaja con menores y lactantes. En caso de emergencia, contactar con el teléfono 112.

Consulta aquí más noticias de Valladolid.