Empleadas de Acasa se encierran de forma indefinida en el Ayuntamiento de Jerez para exigir sus salarios

Un grupo de trabajadoras de Acasa, la concesionaria municipal de ayuda y asistencia a domicilio de Jerez de la Frontera (Cádiz), acompañadas por el comité de empresa y los secretarios generales de los sindicatos UGT, CCOO y CGT, se han encerrado este martes "de forma indefinida" en la sala de prensa del Ayuntamiento jerezano para exigir el cobro del salario de octubre y noviembre.

Un grupo de trabajadoras de Acasa, la concesionaria municipal de ayuda y asistencia a domicilio de Jerez de la Frontera (Cádiz), acompañadas por el comité de empresa y los secretarios generales de los sindicatos UGT, CCOO y CGT, se han encerrado este martes "de forma indefinida" en la sala de prensa del Ayuntamiento jerezano para exigir el cobro del salario de octubre y noviembre.

En declaraciones a los periodistas, la presidenta del comité de empresa, Encarna Barrios, ha advertido que no se marcharán "hasta que nos paguen o nos saquen esposadas" y ha exigido al gobierno local (PP) que "busque como sea" el dinero para pagar las nóminas atrasadas, a la que en unos días se sumará también la paga extraordinaria de Navidad.

A la espera de que la Junta de Andalucía haga efectivo el ingreso de la transferencia de casi 500.000 euros que costea la mayor parte de las nóminas, Barrios ha mostrado su "preocupación" porque este montante "sólo sería suficiente para abonar poco más de un mes", después de que la Administración andaluza haya tenido que adelantar el dinero correspondiente a noviembre y diciembre para pagar la nómina de octubre ante la falta de liquidez de las arcas municipales.

En este sentido, la presidenta del comité de empresa ha puesto de manifiesto la "desesperación" que sufre este colectivo —que está integrado por 450 personas, en su mayoría mujeres— y cuya media salarial no supera los 800 euros, con lo que "ya ni podemos alimentar a nuestros hijos".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento