Los trabajadores de Sunrise Medical, empresa ubicada en la localidad vizcaína de Arrankudiaga y dedicada a la fabricación de sillas de ruedas, han iniciado este lunes una huelga en contra de la "flexibilidad" y para exigir la participación de la plantilla en el reparto de dividendos.

Según han informado ELA y LAB, "pese a su tamaño reducido, ya que tiene 80 trabajadores", la empresa repartió, entre 2009 y 2010, "unos dividendos de más de 15 millones de euros entre sus accionistas".

Asimismo, han indicado que, en verano, la dirección "aplicó la flexibilidad y la plantilla estuvo trabajando diez horas diarias".

La plantilla, han explicado los sindicatos, "se opone a la flexibilidad y quiere una parte de la riqueza creada" y, para exigirlo, han comenzado una huelga este lunes que se prolongará martes y miércoles de esta semana y se repetirá otros tres días la próxima semana.

Desde ELA y LAB han denunciado que empresas como Sunrise, "que no han olido la crisis, se aprovechan de la coyuntura para mantener la precariedad y seguir sacando beneficios millonarios". "Flexibilidad horaria, trabajadores de ETT, sueldos precarios y beneficios millonarios para los socios... Estamos ante una situación vergonzosa", han criticado, para advertir de que, en caso de no llegar a un acuerdo, la plantilla "endurecerá" las movilizaciones.

Consulta aquí más noticias de Vizcaya.