Los 15.000 escolares jerezanos de Infantil y Primaria de Jerez de la Frontera (Cádiz) han regresado este lunes a clase "con normalidad" después de que el pasado viernes las trabajadoras de Limasa reanudaran sus labores de limpieza en los centros educativos, tras cuatro días de suspensión al cobrar la nómina atrasada de octubre.

La Federación Local de Asociaciones de Padres y Madres (Flampa) ha lamentado lo ocurrido y ha acusado a la Consejería de Educación de la Junta de Andalucía de "dejación de responsabilidad" durante el conflicto, al recordar que tiene las competencias para "garantizar la apertura de los centros en perfectas condiciones".

En este sentido, la presidenta de la Flampa, Rosa Saborido, ha denunciado, en declaraciones a los periodistas, las condiciones "deprimentes" en las que han dado clase algunos centros jerezanos ante la falta de limpieza y ha considerado "muy fuerte" que los niños hayan sido los "perjudicados" de este conflicto laboral.

Asimismo, el colectivo ha mostrado su respeto a los derechos de los trabajadores y, al tiempo, ha lamentado los problemas de la plantilla de la concesionaria municipal de limpieza en los colegios públicos para cobrar "en tiempo y forma" su salario.

Consulta aquí más noticias de Cádiz.