Las asociaciones vecinales de Valladolid han solicitado al Ayuntamiento de la capital bonificaciones a familias con bajos ingresos, así como una exención real de las actividades en la calle por entidades sin ánimo de lucro.

La Federación de Asociaciones de Vecinos, en un comunicado recogido por Europa Press, ha explicado que en el periodo de exposición pública de los tributos municipales ha presentado una propuesta de mejora a la regulación tributaria.

En concreto, ha criticado la ausencia de informe del Consejo Social de la Ciudad, que tiene como competencia informar sobre los criterios generales del presupuesto, ya que consideran que es "evidente" que una de las partes del presupuesto es la política de ingresos.

Además, consideran que el incremento propuesto merma la capacidad económica de los vecinos, pues la gran mayoría de los ciudadanos reciben rentas de trabajo por cuenta ajena o prestaciones públicas, por lo que el criterio a aplicar a las subidas de impuestos debe ser "el de que suban en igual medida que los incrementos salariales o de prestaciones previstos y no sin más el IPC del mes de agosto".

Las asociaciones vecinales consideran que eso puede ser asumido por la ciudadanía, sobre todo cuando correlativamente la administración correspondiente mejora o incrementa los servicios que presta, "lo que parece que no va a ser el caso".

Respecto del Impuesto sobre Bienes Inmuebles (IBI), la Federación de Asociaciones vecinales de Valladolid entiende necesario que se recargue en las viviendas vacías sin justa causa, conforme establece el artículo 72.4 de la Ley 39/1988; que se bonifique el IBI de familias con rentas más bajas (familias preceptoras de pensiones de jubilación, invalidez, desempleo o salarios inferiores al doble del SMI, por ejemplo); que se regule la bonificación en viviendas de protección oficial régimen especial durante los diez primeros años, de las viviendas alquiladas y de las viviendas que incorporen medidas de ahorro energético y el uso de energías alternativas. VADOS

En cuanto a la tasa por utilización de espacio público (vados), ha explicado que se cobra por los vados de las viviendas unifamiliares, lo que consideran que crea desigualdad respecto a la que se hace pagar a los de las viviendas colectivas, a pesar de aplicarse en ambos casos el mismo criterio para la fijación de la cuota (el espacio público utilizado).

"En todo caso, de establecerse una bonificación, debería fundamentarse en la capacidad económica del contribuyente y en las características urbanas y constructivas de la vivienda", han indicado.

En cuanto a la bonificación en vados para empresas instaladas en suelo industrial (ordinariamente de tamaño medio y grande), la Federación ha indicado que supone una merma de ingresos "no suficientemente justificada" y produce discriminación con respecto a los vados de las industrias ubicadas en suelo no industrial (ordinariamente de pequeño tamaño).

Por otra parte, por lo que respecta a la tasa de utilización de espacios públicos por entidades sin ánimo de lucro, proponen la declaración de exención y no la acreditación de la ausencia de ánimo de lucro de cada una de las actividades y piden una modificación en este sentido.

Además, el colectivo vecinal considera que "es el momento de reforzar los gastos sociales" y de mejorar la gestión (Gerencia de Urbanismo, nuevo PGOU, Parque de Aventuras del Pinar, etcétera). "Lo que decimos al máximo regidor municipal es: Póngase, por una vez en nuestro lugar", ha añadido.

Consulta aquí más noticias de Valladolid.