El presidente del Gobierno de La Rioja, Pedro Sanz, ha afirmado esta mañana que "me gustaría que el Gobierno que ponga en marcha Mariano Rajoy de a los riojanos las deudas que nos ha dejado el Partido Socialista en el Gobierno".

Preguntado sobre alguna "recompensa" que podría venir del PP cuando acceda al Gobierno central, Sanz ha apuntado que "espero recompensas no en lo personal, sino para todos los riojanos". "Lo personal hay que dejarlo a un lado, lo importante son los resultados para contribuir al desarrollo económico de la región, reducir el paro, crear el paro, mejorar las infraestructuras y dotar a esta comunidad de todos los elementos que contribuyan a darle igualdad de oportunidades que el resto de territorios".

Sanz ha afirmado sobre los buenos resultados del PP en las elecciones generales que "el trabajo es el elemento fundamental en cualquier actividad de la vida, así como el contacto y la cercanía con los propios ciudadanos, que son claves fundamentales, puesto que un gobernante no puede vivir al margen y sin hablar con los ciudadanos".

"Todo eso unido al esfuerzo diario y a cumplir los compromisos que uno asume en cada momento, porque no se puede engañar a los ciudadanos, ni prometer para no cumplir, ha contribuido a que los riojanos se hayan identificado con el proyecto político del PP", ha añadido.

"manchando botas"

El también presidente de los 'populares' riojanos ha destacado que los riojanos tienen la imagen de un Gobierno "que es muy trabajador, que no escatima esfuerzo, y no rehuye ningún problema en ninguna circunstancia. De hecho estamos a veces manchándonos las botas y los zapatos cuando son necesarios".

Finalmente, preguntado acerca del conflicto sanitario entre La Rioja y País Vasco ha apuntado escuetamente que "los ciudadanos riojanos están bien atendidos, si alguien nos los tiene bien atendidos tiene que trabajar".

Consulta aquí más noticias de La Rioja.