Izquierda Abertzale
Dirigentes de la izquierda abertzale, entre ellos, Rufi Etxeberria (d), en una imagen de archivo. ARCHIVO

Dirigentes de la izquierda abertzale han sostenido este domingo en Alsasua (Navarra) que "el triunfo de la democracia y de todos nosotros sólo vendrá de la consecución de la palabra y de la decisión para este pueblo".

Y es que, han apuntado, la negación de la realidad nacional de Euskal Herria y su derecho a decidir es la semilla del conflicto político, sin cuya resolución no se podrá alcanzar un marco de democracia plena.

Los abertzales se reunieron en el mismo lugar donde se firmó la declaración de AlsasuaMarivi Ugarteburu, en euskera, y Txelui Moreno, en castellano, han señalado además que ante la nueva fase política la izquierda deben renovarse para actuar de la mejor manera posible y en ese camino, han dicho, que será muy importante el proceso de debate para la nueva organización política denominada Sortu.

En la misma sala, en la que en noviembre de 2009 se presentó la declaración de Alsasua, alrededor de unos doscientos militantes de la izquierda abertzale de diversas generaciones han analizado el camino recorrido desde entonces y han reflexionado sobre la nueva situación política creada tras el comunicado de ETA, en el que anunció el cese definitivo de la actividad armada.

Entre los asistentes se encontraban históricos y actuales dirigentes de la izquierda abertzale como Rufi Etxeberria, Pernando Barrena, Tasio Erkizia, Jone Goirizelaia, Joseba Permach, Karmelo Landa, Adolfo Araiz o Eugenio Etxebeste.

Allí han leído un comunicado, en el que han valorado las decisiones adoptadas en aquel momento en Alsasua y que, según han apuntado, sentaron las bases para los pasos que se han ido dando.

Tras destacar los acuerdos adoptados en el plano político y las acciones emprendidas por la comunidad internacional, han hecho especial mención a "las iniciativas adoptadas por ETA porque han resultado fundamentales para situar la situación democrática del conflicto tanto en la agenda internacional como en Euskal Herria".

Además, han añadido, "ha dejado en manos de la mayoría social que impulsa el Acuerdo de Gernika y de la Conferencia Internacional la decisión histórica del final del ciclo armado".

El camino recorrido por aquella resolución ha sido "difícil pero espectacular y ha demostrado una capacidad inmensa para transformar la situación política de raíz", han subrayado, para a continuar afirmar que "los acontecimientos de la última semana lo demuestran".

Es por esto por lo que han sostenido que "la izquierda abertzale ha acertado de pleno con la implementación de su estrategia" y al respecto han indicado que han entrado en los nuevos tiempos con el camino bien marcado para la solución democrática del conflicto, con grandes avances en su apuesta estratégica para la consecución de una Euskal Herria independiente y socialista".

Con este bagaje, consideran que ha llegado la hora de completar la citada resolución y ponerse manos a la obra y así han dicho que ya tienen definida "la prioridad de cara a este nuevo tiempo ilusionante: la resolución democrática del conflicto, abordando el conflicto desde sus raíces y dando una solución democrática se podrá conseguir un escenario en el que sean posibles todos los proyectos en igualdad de condiciones, también el independentista".