Las dos cooperantes españolas secuestradas en Kenia están en la ciudad somalí de Kismayo

Trabajadores de Médicos Sin Fronteras (MSF) orientan a refugiados somalíes recién llegados al campo de refugiados de Dadaab, al norte de la frontera entre Kenia y Somalia, para administrarles la vacuna de la polio.
Trabajadores de Médicos Sin Fronteras (MSF) orientan a refugiados somalíes recién llegados al campo de refugiados de Dadaab, al norte de la frontera entre Kenia y Somalia, para administrarles la vacuna de la polio.
Thomas Mukoya / REUTERS

Las dos cooperantes españolas secuestradas el pasado jueves en el campo de refugiados de Dadaab (este de Kenia) están en la ciudad costera somalí de Kismayo, aseguró este martes el general Yusuf Ahned Dhumal, jefe de las fuerzas del Gobierno de Transición de Somalia en el sur del país.

Las dos cooperantes, pertenecientes a la ONG Médicos Sin Fronteras (MSF), fueron trasladadas este lunes a esa ciudad, feudo de la milicia radical islámica Al Shabab, precisó el general sin dar más detalles sobre los posibles autores del secuestro.

Este es el último de los cuatro secuestros acontecidos en suelo keniano en poco más de un mes, que incluyen a otro trabajador humanitario de Dadaab, una ciudadana francesa y otra británica, además de numerosos enfrentamientos armados en la zona fronteriza.

Ofensiva de Kenia

Tras el secuestro de las coperantes españolas en el campamento keniano de refugiados de Dadaab (este), el Ejército de Kenia puso en marcha una ofensiva en Somalia contra la milicia radical islámica Al Shabab que todavía prosigue y se dirige hacia la ciudad de Afmadow, a 620 kilómetros al sur de Mogadiscio, tras hacerse con el control de la localidades de Qoqani y Tabto durante el fin de semana, informaron este martes medios locales.

Según el rotativo Daily Nation, se prevé que "en los próximos días tenga lugar un importante combate en Afmadow", en la que el Ejército keniano estará apoyado por las fuerzas del Gobierno Federal de Transición de Somalia, (TFG, sus siglas en inglés) y la milicia progubernamental somalí Ras Kamboni.

Al Shabab se prepara para el combate

La fuente indica que varios testigos aseguraron haber visto como los efectivos kenianos avanzan hacia Afmadow, y que Al Shabab ha movilizado a cientos de sus combatientes y ha confiscado decenas de vehículos para poder transportarlos hasta esa misma localidad.

Al Shabab, que cuenta con guerreros entrenados por grupos terroristas internacionales, aseguró este lunes que el Ejército keniano no está preparado para la batalla y que "sentirán el dolor de las balas en sus propias carnes".

Por su parte, el portavoz de Al Shabab, Sheikh Ali Mohamud Rage, amenazó el lunes con llevar acabo atentados terroristas en Nairobi si el Gobierno de Kenia no retira sus tropas de Somalia. "Kenia tiene paz, sus ciudades tienen rascacielos y sus negocios florecen allí, mientras que Somalia está en caos. Si el Gobierno keniano ignora nuestros llamamientos para el fin de la agresión en Somalia, golpearemos el corazón de sus intereses", dijo Rage en un mensaje dirigido a los ciudadanos kenianos.

Sin embargo, Al Shabab suele actuar como una guerrilla: lleva a cabo ataques puntuales, tras los cuales su grupo de combatientes se disuelve y desaparece, por lo que se desconoce si será capaz de enfrentarse al Ejército keniano, que cuenta con el apoyo de carros de combate, aviones y helicópteros. "El Ejército de Kenia ha tomado posiciones cerca de Qoqani", dijo al Daily Nation Saleban Mohamed, un líder tribal de la zona. "He visto unos 32 camiones y tanques y cientos de tropas", aseguró.

Según Abdulahi Sayid Adam, otro testigo, los soldados kenianos están fuertemente armados y han comenzado a cavar trincheras.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento