Por los pelos
Los Mossos d'Esquadra, el pasado viernes, durante el desalojo de la plaza de Cataluña. Albert Olivé / EFE

Un total de 56 indignados han presentado este jueves una querella contra el conseller catalán de Interior, Felip Puig, por la actuación policial en el intento de desalojo de la plaza Catalunya del pasado 27 de mayo.

Así lo ha anunciado en rueda de prensa la abogada de la comisión penal de la acampada, Anaïs Franquesa, que ha precisado que también va dirigida contra el director general de la policía autonómica, Manel Prat; el intendente de la región metropolitana, Antoni Antolín; el responsable de la Brigada Móvil, David Bordas, y la entonces teniente de alcalde de Barcelona y concejal de Seguridad, Assumpta Escarp.

Emplazan a las personas afectadas por la actuación policial a que se sumen a la querellaLa querella se dirige también contra policías autonómicos y guardias urbanos que intervinieron en la operación. La querella les imputa hasta once delitos y faltas: prohibición y disolución de una reunión pacífica, detención ilegal, coacciones, amenazas, delito contra la integridad moral, vejaciones, prevaricación, lesiones, daños, apropiación indebida y hurto. La comisión jurídica creada por los "indignados" que ocuparon la plaza de Catalunya ha emplazado a las personas que resultaron afectadas por la actuación policial a que se sumen a ella.

 

Los 'indignados' consideran totalmente injustificada la acción de la Policía autonómica, y aseguran que se les golpeó "reiteradamente" cuando en todo momento, según dicen, actuaron de forma pacífica para defender la acampada. Franquesa ha argumentado que las posibilidades de éxito de la querella son altas porque en esta ocasión se trata de una acción judicial conjunta, a diferencia de las denuncias aisladas que se han presentado hasta ahora en relación al desalojo de la plaza.

Además, ha advertido de que la decisión de querellarse llega casi cinco meses después de los hechos porque existe una trabajo minucioso de recopilación de imágenes y documentos que demuestran las agresiones que padecieron. "Disponemos de muchas imágenes donde se ven los agentes que cometieron las lesiones. Tendrían que permitir su identificación", ha sentenciado la abogada, que ha asegurado que fueron centenares las personas agredidas.

Fueron centenares las personas agredidasLos indignados solicitan que el juzgado de guardia despliegue los medios necesarios para identificar a los agentes que colaboraron en el desalojo, y esperan que la Conselleria de Interior colabore en esta tarea.

Dimisión de Puig

El portavoz de los querellantes, Guillermo Rojo, ha cargado contra la Generalitat por practicar "represión y violencia institucional", y ha lamentado que la Fiscalía no actuara de oficio con el desalojo de la plaza como sí lo hizo con el asedio al Parlament del 15 de junio. La querella cuenta con el apoyo de la Federación de Asociaciones de Vecinos de Barcelona (FAVB), cuyo vicepresidente segundo, Lluís Rabell, ha pedido la dimisión de Puig por ser el responsable de las "conductas abusivas" de los Mossos.

"Son hechos inéditos en una democracia que tendrían que suponer el cese del conseller. Si su actuación tiene que formar parte de la normalidad democrática, tenemos una democracia de baja intensidad", ha concluido.

Consulta aquí más noticias de Barcelona.