Hessel, padre de los 'indignados': "No hay nada más legítimo que protestar contra Wall Street"

  • "El movimiento de Wall Street, que no preveía, muestra que lo que tenemos que decir es conveniente", añade el padre de los 'indignados'.
  • "Estoy contento de que mi libro haya caído allí también en suelo fértil", apuntó el escritor de la obra que desencadenó el movimiento, '¡Indignaos!'.
Un manifestante sostiene una pancarta durante una marcha convocada por el movimiento 'Occupy Wall Street' en la plaza de Washington en Nueva York.
Un manifestante sostiene una pancarta durante una marcha convocada por el movimiento 'Occupy Wall Street' en la plaza de Washington en Nueva York.
Jessica Rinaldi / REUTERS

El escritor Stéphane Hessel, autor de los libros ¡Indignaos! y ¡Comprometeos!, consideró este domingo que "no hay nada más legítimo que indignarse contra Wall Street", porque esa plaza financiera es a su juicio el centro de todas las malas prácticas de las finanzas internacionales.

En una entrevista concedida al semanario Le Journal du Dimanche, el intelectual respaldó las protestas de los 'indignados' neoyorquinos, y se alegró de que "la pequeña incitación" que dice que partió de su primer libro "haya podido contribuir a animar" esa ola de manifestaciones de las últimas semanas.

"Ese movimiento de Wall Street, que naturalmente no preveía, muestra que lo que tenemos que decir es conveniente. Y eso me gusta. Aunque yo sea el primer sorprendido, creo que ese tipo de protesta puede desencadenarse en todas partes", señaló al diario, poco después de haber ido a Estados Unidos para hablar de ¡Indignaos!.

"Estoy contento de que mi libro haya caído allí también en suelo fértil", apuntó el escritor, último "padre" vivo de la Declaración Universal de los Derechos Humanos, que consideró "inaceptable" la distancia entre la pequeña oligarquía financiera y el resto de ciudadanos.

El movimiento de protesta al que hizo alusión, extendido ya a varias ciudades estadounidenses, vivió uno de sus días más destacados el sábado de la semana pasada, cuando la policía neoyorquina detuvo a unas 700 personas que durante una marcha por el Puente de Brooklyn invadieron la calzada de los vehículos obligando a cortar el tráfico.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento