Manifestación vecinal.
Manifestación vecinal. Xavier Pi / ACN

El juez ha ordenado la suspensión temporal del desalojo de nueve viviendas situadas en un edificio del barrio del Raval frente al que se habían concentrado desde primera hora de la mañana más de 200 personas, según ha informado el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC).

En esta casa quieren dejar en la calle a una familia de siete personasEl desalojo estaba previsto en un edificio situado en el número 109 de la calle Sant Pau de Barcelona compuesto por catorce viviendas, entre las que hay diez pisos ocupados ilegalmente por familias y gente joven, según fuentes de la Asamblea de Indignados de San Antonio. El juez había ordenado desalojar esta mañana nueve de estos diez pisos ocupados, según los ocupantes de cinco de las viviendas, que han pedido apoyo a las Asambleas de Barrios de Barcelona surgidas tras la acampada de los indignados en la Plaza Cataluña.

A las siete de mañana los primeros manifestantes se han concentrado frente al portal del edificio y han colgado pancartas con lemas como Contra el recorte social, lucha vecinal. Ante los desahucios, solidaridad activa, Stop desahucios y 1 desalojo 1000 okupaciones. Asimismo, de uno de los balcones colgaba el cartel En esta casa quieren dejar en la calle a una familia de siete personas. Paremos los desahucios.

A las once de la mañana el número de concentrados era de unas 250 personas, que han abucheado y tirado objetos a la comisión judicial que se ha acercado al edificio para hacer efectivo el desalojo. En vista de la situación, los miembros de la comisión judicial han abandonado la zona sin conseguir entrar en el edificio, y posteriormente el TSJC ha informado de que el juez había suspendido temporalmente la aplicación de la orden judicial.

Consulta aquí más noticias de Barcelona.