Zapatero dice que la decisión de Evo Morales es un problema pero descarta que afecte a la ayuda destinada a Bolivia

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, reconoció hoy que la decisión del presidente de Bolivia, Evo Morales, de nacionalizar los hidrocarburos, plantea un problema.Sin embargo, rechazó que este hecho vaya a afectar a la ayuda al desarrollo que España destina a ese país.
Zapatero en el acto por el 75 aniversario de la Federación de Trabajadores de la Enseñanza de UGT. (Efe)
Zapatero en el acto por el 75 aniversario de la Federación de Trabajadores de la Enseñanza de UGT. (Efe)
EFE/Fernando Alvarado

Zapatero se refirió a la decisión del Gobierno boliviano en una conversación informal con periodistas tras participar en el acto celebrado en el Ateneo de Madrid con motivo del 75 aniversario de la Federación de Enseñanza de UGT (FETE-UGT).

El jefe del Ejecutivo dijo que hay que esperar a conocer la evolución de los acontecimientos.

El pueblo boliviano va a tener siempre a España a su lado más allá del conflicto puntual

Además hay que escuchar al Gobierno boliviano para conocer la oferta que realiza a las empresas afectadas, entre ellas Repsol, y saber cuál es la condición de socio de la que habla el presidente de Bolivia.

Zapatero insistió en que su Gobierno hará un esfuerzo político y diplomático ante el panorama abierto con la decisión, máxime tratándose de un país de la comunidad iberoamericana.

Próxima conversación

El jefe del Ejecutivo espera mantener una próxima conversación con Morales para analizar la situación generada con su decisión.

De hecho, no descarta que ambos puedan mantener una entrevista en Viena la próxima semana con motivo de la cumbre UE-América Latina y Caribe que se celebrará en la capital austríaca.

Insistió Zapatero en que la decisión de Morales puede plantear problemas, pero hizo hincapié en que "el pueblo boliviano va a tener siempre a España a su lado más allá del conflicto puntual".

En ese sentido, aseveró que "en absoluto" va a verse afectada la ayuda al desarrollo que España destina a Bolivia.

Zapatero aseguró también que su Gobierno defenderá los intereses de las empresas españolas y subrayó la necesidad de que la presencia de Repsol en Bolivia sea beneficiosa para la propia empresa y para el país.

El presidente del Gobierno recordó que Morales se presentó a las elecciones presidenciales de su país incluyendo en su programa electoral la nacionalización de los hidrocarburos.

Aunque también precisó que cuestión distinta era el momento en que se podía llevar a efecto.

Zapatero no cree que en ello haya influido la reunión que días atrás celebró Morales con los presidentes venezolano, Hugo Chávez, y cubano, Fidel Castro.

Llamada de Chávez

El presidente del Gobierno informó también de que ayer recibió una llamada de Chávez en la que éste le informó del decreto por el que se indemniza a los españoles cuyas tierras han sido expropiadas en este país.

Sin embargo, reconoció que en esa breve conversación hablaron de la decisión de Evo Morales, y Chávez comentó que sabía de antemano que iba a ser adoptada y que hay posibilidades de acuerdo por medio del diálogo.

        NOTICIAS RELACIONADAS

Mostrar comentarios

Códigos Descuento