El Partido Popular en la Diputación de Málaga ha atribuido este viernes los retrasos en la elaboración de los planes generales de ordenación urbana (PGOU) a "la dispersión normativa" de la Junta de Andalucía, y ha recordado que la Administración provincial no tiene competencia en materia de urbanismo, sino que colabora con los ayuntamientos en la redacción de estos planes.

Según ha afirmado el portavoz del equipo de gobierno provincial, Francisco Salado, en declaraciones a Europa Press, los retrasos que ha habido en los PGOU de toda la provincia son causa de "la incompetencia" de la Junta, al no mantener una normativa urbanística uniforme durante los últimos años, ha explicado.

Así se ha manifestado en respuesta a las declaraciones del portavoz socialista en la misma institución, Francisco Conejo, quien ha criticado la política llevada a cabo por el nuevo equipo de gobierno en materia de urbanismo, que, a su juicio, "pone en peligro" la redacción de 50 planes urbanísticos de la provincia, al no haber renovado a 14 empleados que se encargaban de su redacción.

Según Salado, es "un ejercicio de cinismo y de cara dura por parte de Conejo responsabilizar a la Diputación de los retrasos en la redacción de esos 49 PGOU", ya que, además de "la dispersión" de la Junta, también se debe a que las delegaciones provinciales del Gobierno regional en Málaga tienen que evacuar informes en sus distintos ámbitos, los cuales "tardan muchísimos en evacuarse".

Asimismo, ha subrayado que estos planes llevan "siete años" redactándose, muchos de ellos aprobados provisionalmente, a la espera de su aprobación definitiva. Por este motivo, "el ritmo y la necesidad de personal necesario para culminar la elaboración de esos planes es menor", ha dicho, al tiempo que ha asegurado que los 14 trabajadores cesados "no son fundamentales para que esos documentos salgan adelante".

"La Diputación tiene personal suficiente", así como a la Sociedad de Planificación y Desarrollo (Sopde), organismo "que se encarga de ello". De esta forma, Salado ha garantizado que el ente supramunicipal va a culminar esos planes "en poco tiempo", aunque ha recordado que su aprobación depende de la Junta.

En cuanto a las cinco oficinas de planeamiento que la Diputación tiene en la provincia, el portavoz 'popular' "entiende que el señor Conejo esté preocupado por su supervivencia", así como por que "pongamos en marcha las otras dos, porque todas las personas contratadas son afines o afiliadas al PSOE o familiares de miembros del partido".

Sin embargo, ha indicado que estudiarán lo que se está haciendo en esas oficinas, la necesidad de las mismas y la valoración que los respectivos alcaldes tienen de ellas. En el caso de que los resultados sean negativos, ha avanzado que estudiarán una nueva forma de colaboración urbanística con los municipios.

Consulta aquí más noticias de Málaga.