Una exposición recuerda la efímera vida del vorticismo

  • El único movimiento artístico inglés de vanguardia se extinguió en 1918, solamente cuatro años después de su creación.
  • La Tate celebra al grupo radical con 'The Vorticists: Manifesto for a Modern World'.
  • Estaban inspirados por el cubismo y los poemas del escritor Ezra Pound.
Cuadro del líder de los vorticistas, el pintor Wyndham Lewis
Cuadro del líder de los vorticistas, el pintor Wyndham Lewis
© Wyndham Lewis and the estate of Mrs G A Wyndham Lewis. Photo: By kind permission of the Wyndham Lewis Memorial Trust

Fueron brillantes y de gran capacidad expresiva, pero se extinguieron con la misma rapidez con que predicaron su credo.

El vorticismo, el único movimiento artístico de vanguardia surgido en el Reino Unido a principios del siglo XX, es celebrado por la Tate Britain con la exposición The Vorticists: Manifesto for a Modern World (Los vorticistas: manifiesto por un mundo moderno).

Tomaron el nombre del término vórtice, un concepto matemático y de la dinámica de fluidos que se refiere al flujo turbulento que rota en  espiral con trayectorias de corriente cerradas.

El movimiento, que duró apenas cuatro años (1914-1918), se inspiró en un concepto artístico acuñado por el escritor estadounidense Ezra Pound, al que los integrantes del grupo admiraban.

Emociones en espiral

Situados entre el cubismo y el futurismo, los vorticistas, un grupo de artistas radicado en Londres en los turbulentos albores de la I Guerra Mundial, sosteníanque las emociones humanas giraban en torno a un centro y que el arte debía reflejar esa condición.

Se diferenciaban de otros movimientos de avant-garde en que no estaban de acuerdo con la veneración de la máquina y la tecnología.

The Vorticists: Manifesto for a Modern World -que ha sido un gran éxito de público en la Tate y se clausura el 4 de septiembre- agrupa obras de los principales artistas del grupo, entre ellos el pintor y líder Wyndham Lewis, el escultor Henri Gaudier-Brzeska (muerto en combate en la guerra), los también pintores William Roberts, David Bomberg y Edward Wadsworth y el fotógrafo Alvin Langdon Coburn.

También se dedica una sección al órgano expresivo del movimiento, la revista Blast, a la que se considera, pese a que sólo se editaron dos números, una de las publicaciones más influyentes de las vanguardias de principios del siglo XX.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento