Al menos 44 personas han muerto y ocho han resultado heridas al estrellarse el avión en que viajaban desde Moscú hacia Petrozavodsk, en la república de Carelia, al noroeste de Rusia, según informó un portavoz del Ministerio de Emergencias del país euroasiático.

"La información preliminar es que unas 40 personas están muertas. Las otras ocho están en el hospital", dijo el portavoz ministerial, en declaraciones recogidas por la agencia de noticias rusa Itar-Tass. Informaciones posteriores, no obstante, elevaron el número de víctimas a 44 e indicaron que los heridos se encontraban en estado crítico.

El accidente se produjo alrededor de las 21.30 horas de este lunes, a un kilómetro de la pista del aeropuerto de Petrozavodsk, una hora y media después de que el avión hubiera despegado del aeropuerto Dododedovo, en Moscú.

El avión estuvo a punto de estrellarse contra unas casas cercanasEl avión, un Tupolev-134 de la compañía Russair en el que viajaban 52 personas -47 pasajeros y cinco tripulantes- pudo sufrir una avería al tratar de aterrizar, lo que habría provocado que se partiese el fuselaje y se incendiara. Por muy poco el avión no se estrelló contra las casas del poblado de Besovets.

Inicialmente se supuso que los pilotos habían intentado realizar un aterrizaje de emergencia en la carretera, pero una una fuente de la agencia aeronáutica rusa Rosaviatsia precisó que el avión "cayó en la última etapa de aterrizaje, a unos 700 metros del comienzo de la pista, y se destrozó".

Los cuerpos de las víctimas yacían entre los trozos del avión esparcidos entre las casas, dijo a Interfax un oficial que investiga la catástrofe. Entre los fallecidos se encuentra un ciudadano sueco.

Niebla

El accidente pudo deberse a las condiciones meteorológicas desfavorables, según Alekséi Kuzmitski, director del aeropuerto de Petrozavodsk, que seguía cubierto por una densa niebla.

La compañía Rusair, a la que pertenecía el aparato siniestrado, se especializa en vuelos chárter de lujo dentro y fuera de Rusia.

"En particular, la compañía se dedica a atender vuelos para pasajeros de alto nivel en aviones decorados con materiales de lujo", precisaron fuentes de la agencia aeronáutica.